La educación ante el acoso y la 'sextorsión' llega a las aulas alavesas

Un docente maneja una tableta en un aula escolar. /Rafa Gutiérrez
Un docente maneja una tableta en un aula escolar. / Rafa Gutiérrez

La Fundación Vital pone a disposición de colegios, familias y docentes de Álava un programa de talleres para poner el foco sobre el «buen uso» de las nuevas tecnologías

Sara López de Pariza
SARA LÓPEZ DE PARIZA

'Sexting', 'grooming', sobreexposición, acoso digital, adicción a las apuestas online… son algunos de los peligros a los que se enfrentan los menores en internet y las redes sociales. Para hacerles frente y poner el foco sobre el buen uso de las nuevas tecnologías, la Fundación Vital acaba de poner en marcha el programa 'Toma el control', un proyecto de educación digital dirigido al alumnado de la ESO así como a familias y docentes. De momento, 84 aulas de centros escolares de toda la provincia se han interesado ya en recibir la formación, unos talleres que se impartirán en castellano, euskera o inglés.

La edad media de inicio del uso del teléfono móvil y las redes sociales en Álava es de 12 años, a pesar de que las propias plataformas establecen una edad mínima de 14 o 16 para poder registrarse, límites que no se controlan de forma efectiva. Los menores pueden tener acceso a cualquier información y a la posibilidad de comunicarse con quien sea, de manera que se exponen a riesgos que muchas veces desconocen. Julen Linazasoro, formador en educación digital con diez años de experiencia, advierte: «Los adolescentes no son conscientes del riesgo de la tecnología. Lo mismo ocurre muchas veces con los adultos, que no llegan a comprender el alcance que pueden tener las redes sociales».

Durante la labor de investigación previa a la puesta en marcha de este programa, el experto se dio de bruces con cuatro riesgos principales que se repiten en el día a día de los chavales cuando llegan a la adolescencia. El primero de ellos es el 'grooming' o el acercamiento sexual de adultos hacia ellos. «Se da sobre todo en redes sociales pero también a través de los juegos online, donde los niños entran desde muy pequeñitos», explica. Por otro lado, se ha comprobado que la 'sextorsión' es «muy común» entre los adolescentes. «En todas las clases hay alumnos que reciben cada día imágenes sexuales a través de Instagram, WhatsApp o Snapchat. Están muy acostumbrados», advierte.

«Machismo digital»

A estos peligros hay que añadir el acoso digital o la violencia hacia la pareja, «el machismo de toda la vida pero trasladado al ámbito digital». En este sentido, Linazasoro explica que lo que se les traslada a los menores es que el control no tiene nada que ver con el amor y que las alarmas deben saltar cuando reciben preguntas constantes de dónde están, con quién o qué llevan puesto.

Por su parte, las familias aprenderán en los talleres las pautas para educar a menores en el ámbito digital: recursos educativos, edades recomendadas, sistemas de control parental desde el nivel más simple hasta el más complejo o riesgos de las aplicaciones de moda. Por último, los docentes serán formados en cómo proteger la información digital del centro escolar o sobre los riesgos de la tecnología para la salud y el medio ambiente. Además se han editado trípticos con pautas generales, webs interesantes, consejos de protección para el 'smartphone' o recomendaciones de uso de las redes.