La Ertzaintza investiga el disparo contra la casa de unos militantes de Sortu en Amurrio

Arkaitz Rodríguez compareció para denunciar los hechos./EFE
Arkaitz Rodríguez compareció para denunciar los hechos. / EFE

La Policía autónoma identifica al autor, al parecer expolicía nacional, mientras la izquierda abertzale lo enmarca dentro de la «involución del Estado»

Marta Peciña / David Guadilla
MARTA PECIÑA / DAVID GUADILLA

La Ertzaintza mantiene abierta una investigación para aclarar por qué una persona, que ya ha sido identificada, ha disparado este domingo contra una de las ventanas de un caserío propiedad de una familia de reconocidos simpatizantes de la izquierda abertzale en Amurrio. En el momento de realizar el tiro, los propietarios se encontraban en el interior de la vivienda. El secretario general de Sortu, Arkaitz Rodríguez, ha criticado que no se hayan tomado medidas contra el supuesto autor -al parecer, un exagente del Cuerpo Nacional de Policía- y ha denunciado un «doble rasero» por parte de las fuerzas de seguridad y los jueces.

El incidente se produjo alrededor de las once de la mañana en un caserío ubicado en el barrio de Lezama de la localidad alavesa. La bala, del calibre nueve milímetros, ha quedado incrustada en una de las paredes de la vivienda sin llegar a causar daños personales. La familia, vinculada a la izquierda abertzale, había colocado en la fachada una bandera pidiendo la «repatriación» de los miembros de ETA. El agresor fue identificado, aunque no quedó detenido. Según 'naiz.info', se trataría de un exagente ya jubilado de la Policía Nacional.

No es el primer incidente de este tipo que se registra en Amurrio en las últimas fechas. El 16 de diciembre pasado, Orain Amurrio -la marca vinculada con Podemos- denunció las pintadas realizadas en la casa y los coches de la familia de su edil, María José García Castro. En una de ellas se podía leer 'viva España'. Orain Amurrio enmarcó el incidente en el debate que se había celebrado en el Ayuntamiento para abolir la Monarquía.

Obra de un «incontrolado»

El suceso del domingo, en todo caso, ha provocado la reacción inmediata de la izquierda abertzale. Rodríguez ha comparecido ante los medios de comunicación no solo para denunciar el disparo contra la vivienda de los simpatizantes de Sortu, sino para subrayar que aunque haya podido ser obra de un «incontrolado», se produce en un momento «muy concreto», «cuando se está produciendo una involución en el Estado».

El secretario general de Sortu ha apuntado directamente al PP, Ciudadanos y Vox, a los que ha acusado de estar «generando las condiciones para que estos hechos se repitan». Rodríguez ha aprovechado lo sucedido en Amurrio para insistir en un mensaje que otros destacados dirigentes de la izquierda abertzale, como Arnaldo Otegi y Marian Beitialarrangoitia, han expuesto en los últimos días. La creación de una «alianza amplia y transversal» para frenar a los de Casado, Rivera y Abascal.

«No se puede pactar con estas fuerzas, no son democráticas», ha enfatizado el máximo responsable de Sortu, quien también ha denunciado un «doble rasero». «¿Se imagina alguien que hubiera ocurrido al revés? ¿Si alguien de esa familia hubiera disparado contra el domicilio de ese expolicía español, presunto autor del tiro?», se ha preguntado Rodríguez.

 

Fotos

Vídeos