La Catedral de Santa María prepara otra panorámica

Ramiro González, Jon Lasa y Leandro Cámara contemplan las vistas de Vitoria desde la cubierta de la Catedral. /Jesús Andrade
Ramiro González, Jon Lasa y Leandro Cámara contemplan las vistas de Vitoria desde la cubierta de la Catedral. / Jesús Andrade

El templo inicia la segunda fase de la restauración de las cubiertas de cabecera que permitirá admirar la ciudad desde una posición privilegiada

Laura Alzola
LAURA ALZOLA

La Catedral de Santa María se asentó sobre una colina que había sido el fondo del mar, de ahí que junto a sus sillares de cimentación se guarden, fosilizados, testimonios de los seres que habitaron esa agua. Lo que pocos saben es que en una de las zonas más elevadas del edificio, en las vidrieras que dan a la cubierta de la cabecera, se representan un ancla –símbolo de esperanza y salvación– y otros motivos bíblicos, a la vez que marinos. Datadas de la época del Concilio Vaticano II, en unos años, los ciudadanos podrán observar su belleza de cerca. Y es que ya está en marcha la segunda fase de la restauración de las cubiertas de la cabecera, una obra que permitirá poner en valor esta área del templo, con la creación de nuevos itinerarios visitables.

Se prevé que el proyecto, en el que tanto la Fundación Catedral Santa María como el Gobierno vasco invertirán cerca de 920.000 euros, esté finalizado a finales de 2019. Tras una primera fase, en la que se trabajó en las cornisas sobre las capillas, ahora les llega el turno a las nuevas cubiertas, que se situarán «a una altura ligeramente mayor que las anteriores, para encontrar mejor apoyo en la repisa sobre el triforio». Así lo explicó este lunes el arquitecto y director técnico de la Fundación de la Catedral Santa María, Leandro Cámara, durante la visita a las obras del diputado general de Álava, Ramiro González, y de la diputada de Cultura, Igone Martínez de Luna.

En el marco de estos trabajos, se colocarán además una serie de bóvedas planas con perfil exterior curvo, fácilmente identificables como obra moderna, mientras que en los laterales se repararán los muros aprovechando las vigas de madera y piedras originales. «Como es habitual» en las obras que se realizan en la Catedral, esta vez también se «reaprovecharán» los materiales. La cubierta anterior ya ha sido desmontada, recuperándose gran cantidad de ellos, que ahora se deberán recolocar en los elementos principales de la estructura de madera levantada. «Reordenaremos las piezas para mejorar su funcionamiento estructural y su relación con el edificio, actualizando también el aislamiento térmico e impermeabilizante», detalló el arquitecto y director técnico de la Fundación.

90.000 visitas anuales

Durante la visita realizada a la obra en las alturas, el diputado general destacó que la catedral se ha convertido en un «foco cultural» de Vitoria gracias a la puesta en marcha, hace ya dos décadas, del exitoso programa de visitas 'Abierto por obras'. En ese contexto, valoró que la creación en 1999 de la Fundación Santa María –cuyo patronato preside– ha permitido «avanzar en recuperar el esplendor de la catedral» y convertirla al mismo tiempo en «motor» del turismo en la ciudad. La Catedral atrajo a 90.000 visitantes durante el año pasado.