El derribo de los pisos de Olarizu, primer acuerdo de PNV y PSE con Comerón

Las casas de los últimos propietarios legales de Olárizu se tapiaron en junio. /Rafa Gutiérrez
Las casas de los últimos propietarios legales de Olárizu se tapiaron en junio. / Rafa Gutiérrez

Vitoria pacta activar el grupo de trabajo del soterramiento y reforzar las políticas de igualdad en el primer pleno de la legislatura

Saioa Echeazarra
SAIOA ECHEAZARRA

La disposición para sumar y alcanzar acuerdos entre los grupos de la flamante Corporación local quedó de manifiesto este viernes en el primer pleno de la legislatura, donde salieron adelante diferentes iniciativas, algunas incluso por unanimidad. Hubo ediles que saludaron este debate inaugural expresando su intención de discutir los asuntos con fines constructivos. Y el resultado se plasmó con varias alianzas, entre ellas la de agilizar el derribo de los pisos 'okupas' de Olárizu.

Esta moción que a instancias del PP reclamaba más celeridad en el largo procedimiento para llevar a cabo la demolición prosperó gracias al apoyo de PNV y PSE. Un significativo gesto del equipo de gobierno de Gorka Urtaran y Maider Etxebarria hacia el grupo de Leticia Comerón en contraposición a EH Bildu y Podemos, partidarios de otras vías en esta problemática. El texto aprobado refrenda el «respaldo» del pleno del Vitoria a los propietarios legales de la vía «por la situación injusta en la que viven» y de la que se han hecho eco con repetidas quejas. También insta a Ensanche 21, la sociedad municipal dueña de todos los pisos, a «agilizar el proceso de derribo», ya que actualmente aún está en fase de contratación.

Del mismo modo pide desplegar «vigilancia policial» e interponer «todas las denuncias necesarias» contra los 'okupas'. Y es que la inseguridad en la zona «va en aumento», alertó la portavoz popular. «Ya no hay propietarios legítimos y está lleno de 'okupas' que han destrozado las casas. Los pasos que ha dado el gobierno han sido lentos y tampoco garantizan que se vaya a ejecutar el derribo, pedimos que se agilice. Los vecinos legales sufren robos, inseguridad y ahora tienen miedo por las amenazas. Es importante apoyarles», pidió.

La jeltzale Ana Oregi compartió esa preocupación pero «de todas las personas de la calle, las de los dos lados», en alusión a vecinos legales e ilegales. «Buscamos el bienestar de todos y vamos a seguir dando pasos necesarios en las dos vertientes», recalcó. A ese respecto, el socialista Jon Armentia matizó que «el patrullaje preventivo ha aumentado» y explicó que las actuaciones policiales en la zona han descendido el último año, además de señalar que desde este mes, tras el corte de suministro a los 'okupas', «se han agilizado las intervenciones de servicio social de base», con «13 familias» atendidas. El concejal responsable del área social aportó estos datos ante las demandas de EH Bildu, que considera que el problema está ligado a «situaciones de vulneración social», así como de Podemos, que culpó del foco al «problema de acceso a la vivienda». Ambos votaron en contra.

En una sesión marcada por el 'debut' de varios concejales (se estrenaban, entre otros, Fernández de Landa, Rodríguez, Ochoa de Eribe, Vitero y Ruiz), otro de los acuerdos alcanzados correspondió al soterramiento. Los partidos secundaron la enmienda del grupo de Larrion para continuar con el grupo de trabajo de este proyecto en la Comisión de Territorio (PP y Podemos votaron a favor y se abstuvieron PNV y PSE».

Oregi critica el «alarmismo»

Hubo puntos donde no se logró un consenso mayoritario, como con la «crisis climática» para la que el líder morado, Óscar Fernández, y la portavoz soberanista, Miren Larrion, exigían acciones contundentes. PNV, PSE y PP se alinearon con hacer «un seguimiento anual» como propusieron los dos primeros grupos. «El alarmismo no lleva a ninguna parte», razonó Oregi. La iniciativa para reforzar las políticas de igualdad sí obtuvo el apoyo unánime. Domaica (PP) lo calificó como el «broche de oro» a este fructífero pleno inicial.

Las claves

Sin acuerdo mayoritario
La crisis del clima enfrentó a EH Bildu y Podemos, que pedían más acciones, con PNV, PSE y PP.
Nuevas caras
En la sesión 'debutaron' ediles como Fernández de Landa, Rodríguez, Ochoa de Eribe, Vitero y Ruiz.