70.000 euros para profesionalizar a los cuidadores de personas dependientes en Álava

Los cuidadores más mayores o con más experiencia están exentos de certificarse. /AVELINO GÓMEZ
Los cuidadores más mayores o con más experiencia están exentos de certificarse. / AVELINO GÓMEZ

El Ayuntamiento de Vitoria y la Diputación alavesa ofrecen 30 nuevas plazas para que los cuidadores puedan certificarse antes de 2022

Judith Romero
JUDITH ROMERO

El cuidado de las personas mayores o con dependencia es un sector en auge en el que cada vez es más importante acreditar la formación en atención sociosanitaria a personas en domicilio. Familias e instituciones reclaman algún tipo de certificado que acredite que el cuidado de estas personas se desarrollará con garantías, y es por eso que el Ayuntamiento de Vitoria y la Diputación alavesa han vuelto a poner en marcha sendos cursos que permitirán formarse a 30 personas. Estas clases se impartirán en el Centro de Tecnologías de la Información y Comunicación de Vitoria, en horario de mañana y tarde, y están destinadas tanto a desempleados como a personas que ya ejercen sin titulación.

«Esta es una acreditación importante para que las personas dependientes puedan recibir la Prestación Económica de Asistencia Personal (PEAP)», ha recordado este lunes Marian Olabarrieta, diputada de Servicios sociales. Esta ayuda permite que los dependientes paguen a una persona que les dará una mayor autonomía y facilitará su acceso a la educación y al trabajo, pero pronto sólo se concederá en el caso de que los asistentes estén formados. «El plazo para acreditar esta formación aún se extiende hasta finales de 2022, pero estamos comprometidos para que obtengan cuanto antes esta acreditación», ha añadido Olabarrieta.

Este curso oferta 30 nuevas plazas y dará comienzo en mayo, pero 135 personas ya han pasado por estas clases desde que se pusieran en marcha en 2015. Tiene una duración de 480 horas lectivas y 120 prácticas y un coste de 70.000 euros cofinanciados al 50% por el Ayuntamiento de Vitoria y la Diputación. En él se imparten materias como la administración de alimentos, tratamientos, la rehabilitación psicosocial o el apoyo en las gestiones cotidianas de las personas dependientes en domicilio.

El 60%, ya certificados

«Queremos fomentar la inserción laboral y este es un nicho de mercado muy importante sobre todo para colectivos femeninos porque, lamentablemente, los cuidados siguen recayendo mayoritariamente en las mujeres», ha subrayado Nerea Melgosa, concejala de Empleo y Desarrollo económico sostenible. Por el momento, 128 de los 215 asistentes de dependientes que reciben la PEAP en el territorio histórico están acreditados, cerca del 60%. «Somos conscientes de que para los cuidadores es difícil compaginar su trabajo con la formación, pero hemos enviado 75 cartas informativas a quienes aún deben acreditarse para seguir recibiendo la PEAP en 2022», han reconocido Melgosa y Olabarrieta.