El PSE ve en el 'caso De Miguel' indicios de una trama de corrupción organizada

Los socialistas aseguran que "habría que empezar a hablar del 'caso PNV'"

VASCO PRESSVITORIA

El secretario general del Grupo Parlamentario del PSE, Óscar Rodríguez, considera que las investigaciones judiciales en torno al "caso De Miguel" apuntan "con más insistencia" a la existencia de una trama de corrupción organizada y apoya su tesis en un informe policial que indica un posible cobro de comisiones por adjudicación de obra pública.

Rodríguez sostiene que los resultados de la investigación judicial están desvelando actuaciones de "mucha gravedad" y afirma que la realidad debe llevar "quizás a empezar a llamar a las cosas por su nombre y hablar del caso PNV, ya que las investigaciones judiciales apuntan a la existencia de una trama de corrupción organizada".

"Sabemos a raíz las investigaciones judiciales que un exdirigente del PNV, que depositó el carné del partido sólo forzado por la presión pública, tenía informes sobre el pago de comisiones del cuatro por ciento en la adjudicación de obra pública en algunos ayuntamientos gobernados por el PNV", añade.

Y también se conoce, explica el parlamentario socialista, que ese porcentaje del cuatro por cierto "coincide con ingresos en empresas vinculadas a otro dirigente del PNV a través de su familia, sin más actividad conocida que el cobro de dinero. Y sabemos que el PNV no ha querido nunca que estas contrataciones se investigaran".

Tras cuestionar que pueda hablarse de "manzanas podridas" o casos puntuales como hace el PNV, Rodríguez relaciona este asunto con el debate sobre fiscalidad abierto entre el Gobierno Vasco y las Diputaciones Forales, y la negativa de los nacionalistas a subir los tipos impositivos en algunos casos. Y es que, a su juicio, la "transparencia" puede perjudicar al PNV.

"Venimos escuchando que algún partido no le interesa la transparencia fiscal, la progresividad en el pago de impuestos ni fortalecer la lucha contra el fraude fiscal. Hoy empezamos a saber que una mayor transparencia se vuelve directamente en contra de los intereses de personas de un partido político, concretamente del PNV", argumenta.

Y expresa su confianza en que "no sea esta la explicación a las resistencias de ese partido a los cambios que está planteando el lehendakari en aras a una fiscalidad más justa y en la lucha contra el fraude".

Finalmente, pide al presidente del PNV, Iñigo Urkullu, que ofrezca una explicación a la sociedad en torno a "estos turbios asuntos. De nada servirá que nos empeñemos, como estamos haciendo en el Parlamento Vasco, en dignificar la política, en dejar de ser percibidos como un problema para la sociedad, si ante hechos tan graves no damos la cara".