elcorreo.com
Miércoles, 22 octubre 2014
nuboso
Hoy 16 / 25 || Mañana 15 / 28 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
El aislamiento completo de la balsa de Noryeste costaría 15 millones

ÁLAVA

El aislamiento completo de la balsa de Noryeste costaría 15 millones

La Diputación descarta realizar inyecciones de hormigón en el terreno y aboga por utilizar una malla impermeable

28.01.10 - 02:33 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
El «muerto» de 30 millones de euros que ha costado la frustrada la frustrada balsa de regadío de Noryeste, como la definió el propio Xabier Agirre, ya conoce cuáles son las recetas más idóneas para su resurrección. Se sabrán hoy, de la mano de la diputada de Agricultura, Estefanía Beltrán de Heredia, quien expondrá todos los detalles a los partidos en las Juntas Generales. El silencio foral en torno a esta cuestión es absoluto, pero según ha podido saber EL CORREO, el Gabinete Agirre ya tiene decidido apostar por impermeabilizar el 'vaso' ubicado en Ullíbarri-Arrazua utilizando una malla especial, en lugar de tratar el terreno con inyecciones de hormigón. Eso sí, la factura final de esta operación podría suponer hasta 15 millones de euros si se aísla toda la base (tiene 50 hectáreas de superficie y 7 hectómetros cúbicos de capacidad). Si por el contrario se realiza de forma parcial, esta cantidad se rebajaría de forma sustancial hasta los 5 millones.
La solución que maneja el equipo de Beltrán de Heredia procede de un prolijo estudio técnico encargado por la sociedad foral Arabako Lanak a la ingeniería LKS a principios del pasado año. Ahora toca analizar y decidir cómo sellar de la manera más eficaz posible el queso 'gruyere' de Noryeste. Porque la decisión de con qué agua se llenará y si finalmente se utilizará la procedente de la depuradora de Crispijana o se optará por el embalse municipal de Albina es otro debate que se abordará en una segunda fase.
El polémico proyecto lleva casi dos años en la agenda política alavesa después de que este periódico desvelara el fiasco. Desde entonces, el PNV, impulsor de la obra en 1995 y partido que decidió la ubicación, y el PP, ejecutor de la misma durante los dos mandatos de Rabanera, no han dejado de lanzarse la pelota de un tejado a otro. Sea como fuere, los informes técnicos han vuelto a corroborar que el terreno elegido no es el más apropiado, más bien todo lo contrario. El Gabinete Agirre, de momento, ya anunció hace meses por boca de su teniente de diputado general, Claudio Rodríguez, que pedirá responsabilidades políticas del asunto. La duda es saber a quién.
Sólo retiene el 4% del agua
Después de muchos tiras y aflojas con la Confederación Hidrográfica del Ebro, la Diputación logró realizar un llenado parcial del 'vaso' hace ahora un año. Era la prueba del algodón que debía marcar el futuro de la balsa, y el resultado no pudo ser más concluyente: sólo retenía el 4% del agua que recibió.
Pero el proyecto de regadío de Noryeste no sólo es una balsa, sino un complejo entramado de 18 kilómetros de tuberías que enlazan con la conducción de la comunidad de regantes de Arrato, que a su vez lleva hasta la depuradora de Crispijana, desde donde en teoría se debería bombear el agua que se almacenará en Ullíbarri-Arrazua. Aunque la balsa es inservible, gran parte de estas tuberías ya están siendo utilizadas. En cuanto a su coste económico, sólo la ejecución material de la obra del embalse supuso un desembolso de 8,3 millones, según la certificación final de Arabako Lanak, 406.301 euros menos lo previsto. Pero dentro de este capítulos, destaca cómo el apartado de impermeabilización del terreno se disparó en 251.277 euros hasta llegar a los 1,14 millones.
Por lo tanto, si la Diputación alavesa se decanta al final por la opción más cara, la que podría elevar el coste hasta 15 millones de euros, se daría la paradoja de que el remedio -aislar el terreno de la balsa- sería incluso más caro que la enfermedad -la construcción propiamente dicha-. ¿Y por qué no se ha optado por realizar inyecciones de hormigón en vez de colocar una malla especial? Al parecer, porque son muchas las dudas que existen sobre su composición, lo que hace que nadie se atreva a poner la mano en el fuego sobre la futura existencia de filtraciones de calado.
En Tuenti
El aislamiento completo de la balsa de Noryeste costaría 15 millones

Un vecino comprueba una de las simas. :: IGOR AIZPURU

elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.