Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALAVA - VIZCAYA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Economía

Los efectos de la crisis

La emblemática firma alavesa recortará 240 empleos al renunciar a su producción

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Cegasa ya no hará pilas en Vitoria
Instalaciones de la firma en el polígono industrial de Gamarra. / RAFA GUTIÉRREZ
El histórico grupo Cegasa anunció ayer el cierre de su línea de producción de pilas de consumo en su fábrica de Vitoria y la supresión de 240 puestos de trabajo, en lo que constituye uno de los ajustes más duros de los últimos años en Euskadi. La medida causó conmoción en la sociedad alavesa e incredulidad entre los trabajadores, que no sospechaban nada parecido. En un 'viernes negro' para la industria vasca también se conoció que otras dos empresas emblemáticas -Hijos de Juan de Garay, de Oñati, y la planta de Cie Automotive en Legazpi- llevarán a cabo sendas regulaciones temporales de empleo para 700 operarios.
Los ajustes laborales se han disparado en los últimos meses ante la delicada situación de gran número de compañías por la caída de la demanda en la automoción y la construcción. El pasado octubre, la actividad industrial cayó en Euskadi un 4,1% respecto al mismo mes de 2007. En el conjunto de España, los datos son mucho peores: el desplome fue del 11,2%, el mayor de la historia, según el Instituto Nacional de Estadística (INE).
La portavoz del Gobierno vasco, Miren Azkarate, se vio obligada a admitir el pasado martes que en Euskadi «estamos empezando a pasarlo mal» por el efecto de la crisis, tras meses de soslayar la negativa coyuntura y de presumir que la comunidad autónoma la afronta con más garantías que el resto de España. CC OO calcula que más de un centenar de firmas del metal, con 17.000 empleados, han adoptado medidas de ajuste o se aprestan a hacerlo.
El cierre de la planta de fabricación de pilas supondrá la reducción de la mayor parte de la plantilla en Vitoria. No se verán afectados los operarios que trabajan en sus instalaciones de Oñati en otras líneas de producción.
Pérdidas de 22,5 millones
Dos son las causas alegadas por la compañía para adoptar esta traumática iniciativa, que supone el fin de una actividad iniciada en 1934 en la localidad guipuzcoana y que en 1964 se amplió a Vitoria, hoy el centro de operacioness: la «caída repentina» de las ventas y el «descenso del precio», que han provocado pérdidas anuales de 22,5 millones de euros y han colocado al grupo en una situación «crítica».
La empresa agregó que el sector atraviesa una profunda recesión desde hace 20 años, hasta el extremo de que han desaparecido el 70% de las empresas de Europa. Cegasa, de hecho, es la última firma española de fabricación de pilas y la única con capital europeo, frente a las cuatro multinacionales estadounidenses y japonesas que producen y compiten en el Viejo Continente.
La compañía anunció que negociará con los sindicatos un plan sociolaboral de prejubilaciones voluntarias y bajas incentivadas para un máximo de 240 personas. Además, contempla la creación de una antena de empleo para recolocar a los trabajadores que se acojan al mismo. Por el momento no hay fijada una fecha para detener la producción ni calendario sobre las reuniones para la negociación con los representantes de los operarios. Fuentes de la firma señalaron que será difícil recolocar a los excedentes dentro del grupo, ya que la medida únicamente afecta a la línea de pilas de consumo.
Cegasa ha experimentado una profunda transformación y expansión en la última década, que ha supuesto su desembarco en el sector de electrodomésticos (Solac), logística, utensilios de cocina (sartenes) y comercialización de todo tipo de productos. En lo que respecta a las pilas de consumo, mantendrá las líneas de embalaje, control de calidad y 'packaging', lo que revela su intención de subcontratar la producción en otros países. De hecho, las pilas salinas -no alcalinas- las fabrica desde hace años en China.
También seguirá con sus actividades de producción de pilas industriales en Oñati y con el área de I+D+i en Vitoria. En total conservará más de 1.000 empleos, repartidos entre las instalaciones de Euskadi y las numerosas delegaciones que tiene en toda España.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS