Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALAVA - VIZCAYA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Más deporte

MAS DEPORTE
A la espera de Igor Antón
«Tengo molestias, pero creo que estaré en la salida de la Vuelta al País Vasco», asegura el vizcaíno, que ayer se perdió el entrenamiento del Euskaltel-Euskadi
04.04.08 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
A la espera de Igor Antón
EN AIA. Txurruka y Landaluze tiran del grupo en la dura ascensión que realizaron ayer. / MIKEL FRAILE
A la París-Niza la bautizaron como 'carrera del sol'. Su recorrido baja de la nieve a la arena mediterránea. Pero suele ser presa del invierno. Así ha sido este año. Lluvia, vendaval, hielo... La mezcla para congelar los talones de Aquiles de Igor Antón. «Noté las primeras molestias en la última etapa. Se me cargaron los gemelos», recuerda. «Un compañero me vio tocarme las zapatillas. Pensó que me las apretaba para atacar y, en cambio, las estaba aflojando porque me hacían daño», cuenta. Desde entonces lleva más de dos semanas con ese lastre. Era el elegido para guiar al Euskaltel-Euskadi en la Vuelta al País Vasco, la que arranca el lunes. Ahora, el equipo esperará hasta mañana para saber si se ha recuperado. Él es optimista: «Aunque no será al cien por cien, creo que estaré en la salida».

Ayer, en cambio, no estuvo en el ensayo oficial del Euskaltel-Euskadi sobre el piso de la quinta etapa, la de Orio y la tremenda rampa de Aia. «Es mejor recuperarse». Así que nada de subir la pared del 25%, el muro inventado por la Vuelta al País Vasco 2008. Tampoco disputará mañana el Gran Premio Miguel Induráin. «Todo esto me ha retrasado la preparación. No estoy mal, pero no llegaré tan a punto como esperaba», lamenta. Antón ha pasado por el traumatólogo más solicitado, Mikel Sánchez. Tiene opciones de correr. «Mi duda es saber cómo me recuperaré tras la primera etapa. Al día siguiente de acabar la París-Niza no podía ni andar».

Aun así, quiere intentarlo. La Vuelta al País Vasco es su primera diana del año. Una etapa. Ante su afición. Le habían asignado los galones de Samuel Sánchez, ausente esta vez. Ahora, ese peso lo sostendrá Mikel Astarloza. Tiene espaldas de sobra. «No me va a poder la presión de ser el líder del equipo. La presión ya me la pongo yo. Sé que la contrarreloj final me va; es la más larga de los últimos años», dice el guipuzcoano. Buscará un lugar en el podio. Caro. En esa escalada se cruzará con Contador, Evans, Riccó, Cunego, Rebellin, el Rabobank y el CSC. Ni el Tour tiene tantos aspirantes. «Pero Mikel ya ha sido noveno en el Tour y está en la edad (28 años) de dar un paso adelante», azuza Igor González de Galdeano.

Por eso, el Euskaltel-Euskadi dejó ayer su huella sobre los 120 últimos kilómetros de la que será quinta etapa de la ronda vasca. Por los puertos de Elosua (Gorla), Santa Águeda, Alkiza, Aia y el repecho de Txanka, ya en Orio. «Llego al cien por cien», avisa Astarloza. Es de familia remera. De Pasaia. Y buscará en otra costa, la de Orio, el triunfo en la carrera que siempre ha pasado por su casa. En la Vuelta a Andalucía ya estuvo muy cerca de Evans, el único que le superó trepando el muro final de una etapa. Con Astarloza estarán Landaluze, Pérez, Txurruka, Egoi Martínez, Isasi, Azanza y, probablemente, Antón.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS