El Correo Digital
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 20 / 23 || Mañana 18 / 21 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Matemáticas contra la epilepsia

INVESTIGACIÓN Y SALUD

Matemáticas contra la epilepsia

Investigadores de Cruces y la Universidad de Deusto buscan mejorar el diagnóstico y la cirugía de la enfermedad mediante un sistema numérico

27.11.13 - 01:13 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

Las matemáticas pueden ayudar a la cura de los casos más rebeldes de epilepsia. Un equipo formado por especialistas del hospital de Cruces y la Universidad de Deusto trabaja en el desarrollo de dos proyectos que buscan mejorar tanto el diagnóstico como la cirugía de la enfermedad, mediante el uso de un sistema numérico que ayudará a detectar no ya las zonas sino los puntos exactos del cerebro donde se desencadenan las crisis. El proyecto posibilitará un mejor conocimiento de la actividad neuronal de cada paciente y también un mayor éxito en la cirugía de la epilepsia. «Todo esto tendrá una aplicación real a medio plazo», avanzó la neurofisióloga Irache Maestro Saiz, que participará hoy en el foro Encuentros con la Salud de EL CORREO.

La epilepsia está considerada como una de las enfermedades neurológicas más desconocidas por la población, a pesar de que está muy extendida. Afecta a una de cada cien personas, lo que supone una incidencia mucho mayor que el cáncer de pulmón y el de mama, que figuran entre los más comunes. El buen resultado de los fármacos aparecidos en las últimas décadas, que garantizan una vida libre de síntomas a siete de cada diez pacientes, y el estigma asociado a la patología favorecen, sin embargo, la ignorancia social existente en torno a la dolencia.

30% de fallo terapéutico

Las líneas de investigación abiertas en torno a la enfermedad abarcan los campos más diversos, desde el origen genético de la dolencia a la búsqueda de nuevas terapias. El grupo de Cruces, que cuenta con el apoyo de un equipo de ingenieros de la Universidad de Deusto (Deustotech Life), especializados en el análisis de señales biológicas, busca aprovechar las matemáticas para mejorar la calidad de vida del 30% de pacientes que en la actualidad no se benefician de las terapias farmacológicas. En España se calcula que hay unos 400.000 pacientes de epilepsia. El 30% supone la existencia de unas 120.000 personas necesitadas de una respuesta terapéutica.

Quizá no todos ellos, pero sí un número importante que algunos expertos sitúan en un tercio de la población aquejada, podría beneficiarse de la cirugía de la epilepsia. Las técnicas más modernas permiten controlar las crisis mediante la implantación de electrodos en regiones profundas del cerebro. Las intervenciones se realizan en pacientes en los que los focos epilépticos están perfectamente delimitados y pueden operarse sin riesgo a causar un daño cerebral que afecte seriamente a la vida diaria del paciente. Las matemáticas, según se cree, podrían mejorar aún más los resultados de las actuales técnicas quirúrgicas, que tienen un porcentaje de éxito que oscila entre el 70% y el 80%. «Tienen la ventaja de que al que le va bien, se le cura la enfermedad. El resultado para él es del 100%», indica la neurofisiologa.

Las células del cerebro, que son las neuronas, se comunican entre sí produciendo pequeñas señales eléctricas, que pueden ser registradas y convertidas en líneas ondeadas mediante una prueba clínica llamada electroencefalograma. «Esas ondas pueden estudiarse desde un punto de vista matemático», detalla Maestro Saiz. «Si todas esas señales se convierten en números y los números en colores, podríamos llegar incluso a predecir cuándo se va a producir una crisis. En Estados Unidos ya se está trabajando en este campo», cita como ejemplo.

La aplicación de las matemáticas va más allá. La conversión en números de la actividad eléctrica permite conocer mejor cómo se están produciendo las conexiones cerebrales de un paciente y, en consecuencia, mejorar el diagnóstico. Aplicado a la cirugía, permitiría prepararla con mayor certeza, aumentar posiblemente el número de pacientes candidatos a ella y realizar un mayor número de intervenciones de éxito. «Las ciencias exactas han abierto un nuevo campo de investigación, que mejorará la calidad de vida de los pacientes», aventura.

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Matemáticas contra la epilepsia
La conversión en números de la información obtenida en el electroencefalograma abre un campo de posibilidades terapéuticas. /E. C.
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.