El Correo Digital
Miércoles, 22 octubre 2014
cubierto
Hoy 13 / 17 || Mañana 10 / 14 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
Horror reciclado

CRÍTICA DE CINE

Horror reciclado

23.10.12 - 02:27 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Llegados a este punto de no retorno, en el que una película que empalma los cortes desechados en anteriores entregas abarrota los cines de público adolescente, cabe plantearse la necesidad de experimentar el último capítulo de 'Paranormal activity' a través de una copia CAMRIP, no con intención de alentar la piratería, sino para llevar el metalenguaje hasta sus últimas consecuencias.
Puede que ésta sea la única forma de llenar de emoción el visionado de una película que canibaliza sus propios restos ante la mirada sumisa de un público ávido de experiencias recicladas. Es inútil discutir si el subgénero del 'found footage' está agotado cuando acaban de presentarse en el Festival de Sitges 'The Bay' y 'V/H/S' -y algunas otras como la meritoria 'The Poughkeepsie Tapes' (John Erick Dowdle, 2007) nunca llegarán a estrenarse-, porque 'Paranormal activity' es un fenómeno que come aparte. Con el respaldo de un público cautivo totalmente acrítico, y la firma aplicada de dos directores de encargo que se limitan a reeditar la fórmula de Oren Peli, 'Paranormal activity 4' roza el mínimo histórico en la meteórica biografía de una franquicia que ha aprendido de los errores de 'The Blair Witch Project': no cambiar nada para que nada cambie.
Movidos por la inercia, Henry Joost y Ariel Schulman exprimen con meticulosidad un carrusel de sustos con preaviso que rozan lo paródico, a la vez que se entretienen inflando con filtros básicos unas imágenes que tienen lo cutre como marca de referencia. Parafraseando a Harry Moseby: la primera hora de 'Paranormal activity 4' es como ver un cuadro secarse, una pesada maniobra de distracción condenada a resolverse en la última escena. Joost y Schulman pasan de trastear con los códigos de un formato que se cierra a viejas posibilidades, algunas de ellas reexploradas por Ti West en 'The Innkeepers', una joya del género que en España no encuentra su público, mientras una cohorte de beatos imberbes pagan por ver la misma película non-stop.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Horror reciclado
Pasarelas de moda
Fotos de las propuestas de todos los diseñadores
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.