Ezker Batua se parte en dos

Los tribunales deberán decidir qué órganos son legítimos, los aprobados por el actual coordinador general o los del sector del ex consejero Arana y Madrazo tienen desde ayer sus propias estructuras de dirección

ESTIBALIZ SANTAMARÍABILBAO.
Mikel Arana entra en la sede de Ezker Batua para participar en la reunión de ayer. ::                             TELEPRESS/
Mikel Arana entra en la sede de Ezker Batua para participar en la reunión de ayer. :: TELEPRESS

El cisma en Ezker Batua parece total. Los 103 miembros de su consejo político estaban convocados ayer a un nuevo encuentro tras dos semanas de batalla campal en las que no han faltado destituciones, cambios orgánicos y la propia dimisión de su presidente, Javier Madrazo. Todas las corrientes que aglutina EB acudieron a la llamada, pese a que el sector oficial que lidera el coordinador general, Mikel Arana, el EPK y el EPA consideraban ilegítima la convocatoria, formulada por los afines a Madrazo. La cita se producía, además, tras ser apartados de la dirección dos militantes de confianza del ex consejero.

La reunión no se realizó con normalidad. 'Aranistas', comunistas y críticos exigieron la participación de los nueve miembros del consejo político que Madrazo quiso sustituir el 21 de mayo, movimiento que desencadenó la crisis interna. El bloque fiel al ya ex presidente no cedió y negó sus acreditaciones a esas nueve personas -a su juicio relevadas del cargo desde hace diez días-. Al no ponerse de acuerdo, unos y otros decidieron celebrar sus propios consejos políticos, con una participación muy pareja y con la Policía Municipal ante la puerta de la sede, según explicaría después Arana, «por el peligro de enfrentamiento físico». El primer consejo fue presidido por el propio coordinador general, con la presencia del sector oficial, el EPA y el EPK. El segundo, con los afines a las tesis de Madrazo, estuvo supervisado por un notario.

La reunión dirigida por Arana ratificó el organigrama que la Presidencia aprobó el lunes, un nuevo esquema que aparta de los puestos relevantes a los hombres de confianza del ex consejero. Además, se volvió a reclamar los poderes económicos del partido, en manos de Madrazo. Tras el encuentro, el coordinador general aseguró que su consejo se había celebrado «según la legalidad de los estatutos de Ezker Batua, presidido por el coordinador general y organizado por el nuevo responsable de Organización, Andrés Díez». Antes de la reunión, el también parlamentario había advertido de que «la sustitución llevada a cabo para modificar las mayorías del consejo no es legítima, ni política, ni legal, ni éticamente» y había anunciado una demanda por lo Civil para que la Justicia determine «si efectivamente es legal expulsar a nueve miembros por no pensar de la manera que entienden algunos».

De ese dictamen se desprenderá qué consejo es el válido y cuál es el organigrama de EB. Porque ayer, en la asamblea que reunió a los 'madracistas', se aprobó otra ejecutiva, en la que Sergio Fernández mantiene la secretaría de Organización y Andrés Díez es su adjunto. Amaia Aparicio será responsable de Finanzas y María Luisa Sánchez su adjunta. Ubaldo Ortiz conservará la secretaría Institucional, con Sabin Zubiri como adjunto, y la coordinación de Presidencia quedará en manos de Serafín Llamas, con Ana Tellería de adjunta. En opinión del propio Llamas «este organigrama representa la pluralidad de Ezker Batua, su apuesta por el consenso».

Los poderes económicos

Llamas especificó que durante este consejo se aceptó oficialmente «la renuncia de Javier Madrazo como presidente de Ezker Batua y a los poderes económicos del partido», transmitidos al propio Serafín Llamas y a Amaia Aparicio, que no ostentan ningún cargo en el organigrama del sector de Arana. Explicó, asimismo, que Madrazo les comunicó que «no estará en la nueva Presidencia de EB», y subrayó que el consejo político que él dirigió era el único válido, «convocado en tiempo y forma, con el aval de la comisión de garantías», la misma que «el pasado jueves ratificó la legitimidad de las nueve sustituciones llevadas a cabo en el máximo órgano entre asambleas».

Por su parte, Mikel Arana manifestó más tarde en Radio Euskadi su voluntad de «acercar posturas» y solucionar el conflicto al margen de la vía judicial, por vías políticas. Con ese objetivo anunció que el lunes se reunirá con el sector afín a Madrazo, aunque se mostró escéptico sobre la posibilidad de un acuerdo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos