El Correo Digital
Miércoles, 23 abril 2014
claros
Hoy 7 / 19 || Mañana 9 / 16 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Bradley Manning, el joven errático que avergonzó a EE UU

PERFIL

Bradley Manning, el joven errático que avergonzó a EE UU

Con apenas 22 años, Manning, un analista novato desplegado en Irak, hizo una filtración histórica de documentos clasificados a WikiLeaks

21.08.13 - 18:21 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Bradley Manning, el joven errático que avergonzó a EE UU
Bradley Manning, en una imagen de archivo.

Pese a su juventud e inexperiencia el soldado Bradley Manning puso en jaque al Gobierno de Barack Obama, catapultó al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, y abrió un debate mundial sobre el papel de EEUU y su guerra contra el terrorismo. Con apenas 22 años, Manning, un analista novato desplegado en Irak, hizo una filtración histórica de documentos clasificados a WikiLeaks, que pasó así de ser un portal minoritario a convertirse en uno de los mayores temores de la inteligencia estadounidense.

Eso le costó hoy una condena de 35 años de prisión y la expulsión del Ejército con deshonor por 20 cargos, que incluyen violación de la ley de espionaje, robo de información propiedad del Gobierno, fraude y abuso de su posición de confianza en las Fuerzas Armadas. El soldado, que ahora tiene 25 años, pasó a WikiLeaks 470.000 registros de las guerras de Irak y Afganistán, 250.000 cables del Departamento de Estado y otros documentos clasificados. Ello supuso un gran revés para la diplomacia estadounidense, dirigida entonces por Hillary Clinton, y alimentó un debate internacional sobre el papel de Estados Unidos en el mundo y su década de oscura guerra contra el terrorismo islámico.

Manning nació en diciembre de 1987 en Oklahoma de padre estadounidense, exmilitar y consultor informático, y madre de Gales (Reino Unido), y entró en las Fuerzas Armadas frisando los 20 años. Bradley tuvo una infancia y adolescencia traumáticas, ya que, entre otras cosas, su madre, Susan Fox, sufría problemas de alcoholismo, y la hermana mayor, Casey Major, tuvo que hacerse cargo de la casa ya de niña, antes de los 12 años. En esa familia eran frecuentes las peleas y ninguno de los padres se responsabilizaba adecuadamente del hogar.

En 2001, tras una disputa conyugal, los padres de Manning se divorcian. Manning pasó entonces unos años en Gales con su madre, para luego regresar a Estados Unidos con su padre y, finalmente, acabar viviendo en la calle, en una furgoneta. Su tía, Debra Van Alstyne, lo acogió en 2006 en su casa en las afueras de Washington y se convirtió en un pilar esencial en la vida de este joven menudo y de aspecto frágil que empezaba a asimilar su homosexualidad.

En un intento por acceder a una educación universitaria que no se podía permitir, Manning decidió ingresar en las Fuerzas Armadas como analista de inteligencia, algo que no requería la preparación física de las tropas que luchan sobre el terreno. Tras un año de entrenamiento militar, Manning consiguió graduarse como analista de la Décima División de Infantería de Montaña en Fort Drum (Nueva York). Ya en esa época comenzó a mostrar dificultades para adaptarse a la disciplina y para integrarse con su condición de homosexual, que el Pentágono no permitía expresar libremente hasta finales de 2011.

Pese a sus problemas, a finales de octubre de 2009, Manning fue enviado a Irak, donde se encargó de analizar bases de datos con información clasificada del Pentágono para mejorar la respuesta en el campo de batalla a los ataques del adversario. Según su testimonio, la dureza de algunas de las acciones bélicas que analizó le llevaron a plantearse la necesidad de dar a conocer al mundo las injusticias que cometía su país para hacer "cambiar las cosas". Su primera filtración a WikiLeaks fue a comienzos de 2010 y se trató del vídeo "Collateral Damage", que muestra una matanza de civiles y de dos trabajadores de la agencia Reuters en Irak en 2007.

Objetivos ambiciosos

Ese vídeo muestra la "frialdad" con la que los pilotos deciden atacar en una zona con presencia de civiles y donde los supuestos rebeldes armados no son más que un periodista con cámara. Ante su éxito, Manning se planteó objetivos más ambiciosos. Durante la primavera de 2010, sigue recopilando información y mantiene contactos con miembros de WikiLeaks, entre otros supuestamente con Julian Assange.

Tras el vídeo vienen registros de acciones de guerras en Irak y Afganistán, información sobre Guantánamo, sobre operaciones clandestinas de la CIA y los cables del Departamento de Estado, que pusieron en entredicho a la diplomacia estadounidense al publicarse en la prensa en otoño de 2010. Aquellas comunicaciones revelaron muchos entresijos de Estados Unidos en el exterior y fueron un catalizador de revoluciones de la "Primavera Árabe" como la que derrocó al gobierno autoritario de Ben Ali en Túnez.

Tras su detención en mayo de 2010, Manning pasó un tiempo internado en una base militar en Kuwait y fue trasladado a Quantico (Virginia), donde durante casi nueve meses fue sometido a un duro régimen de vigilancia considerado ilegal por la juez de su caso, la coronel Denise Lind. Tras una larga fase preparatoria, el juicio contra Manning comenzó en junio de 2013, después de que el soldado se declarara culpable de los cargos menos graves por haber cedido secretos oficiales a WikiLeaks. En la fase de sentencia final, Manning pidió perdón a Estados Unidos por el daño causado y solicitó, con la voz entrecortada, a la juez Lind una segunda oportunidad por los errores de un pasado que "no se puede cambiar".

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti

Ahora en portada... elcorreo.com

Visitar portada
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.