Más de 700 centrifugadoras enriquecen uranio al 20% en Irán

Teherán cuenta con más de 10.000 centrifugadoras en funcionamiento y otras 7.000 preparadas

EFETEHERÁN
Sala de control de la planta de enriquecimiento de uranio de Natanz. / Reuters/
Sala de control de la planta de enriquecimiento de uranio de Natanz. / Reuters

Más de 700 centrifugadoras de la planta nuclear de Natanz, en la provincia central iraní de Isfahan, y de la planta subterránea de Fordo, en la de Qom, enriquecen uranio al 20%, según ha dicho el ya exdirector de la Organización de Energía Atómica de Irán (OEAI), Fereydun Abasi.

En declaraciones difundidas por la agencia estudiantil de noticias iraní Isna, Abasi, que ayer fue sustituido al frente del OEAI por el ex ministro de Exteriores, Ali Akbar Salehi, ha explicado que, además, "unas 9.000 centrifugadoras de la planta de Natanz enriquecen uranio a menos del 5%".

Uno de los principales problemas de Irán con las potencias occidentales respecto a su programa nuclear es el enriquecimiento de uranio al 20%, que algunos países, como EE UU e Israel, consideran que, aunque no puede ser utilizado para fabricar bombas atómicas, que lo precisan al 90%, puede ser usado como precursor. Irán está sometido a sanciones internacionales por la ONU y también por la Unión Europea, EE UU y otros países, que sospechan que su programa nuclear podría tener fines armamentistas, mientras Teherán lo niega y asegura que es exclusivamente civil y pacífico.

Abasi ha explicado que, el pasado 23 de julio, Irán ya tenía más de 17.000 centrifugadoras de primera generación, de las que unas 10.000 están en funcionamiento y otras 7.000 preparadas. "Mil centrifugadoras de una nueva generación, fabricadas en Irán, están colocadas y preparadas para entrar en funcionamiento", ha señalado Abasi, quien ha anunciado que la Organización Internacional de Energía Atómica (OIEA) dará el informe exacto sobre esta materia.

También ha asegurado que los rusos han solucionado una buena parte de los problemas de la central nuclear de Bushehr, la única que tiene Irán y que aún no está en servicio. "El contratista ruso ha logrado eliminar los problemas técnicos que había en las etapas de puesta en marcha y pruebas", ha dicho Abasi, quien ha achacado a problemas en el generador las paradas en la central de Bushehr y ha indicado que no se puede anunciar una fecha exacta para su inauguración, que se ha retrasado varias veces en los últimos años.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos