Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALAVA - VIZCAYA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Ocio

Estás en: El Correo Digital > Ocio >
MÚSICA. EL BAFLE de Óscar Cubillo
Arrancó el Villa 20
Inicio del Villa de Bilbao y el JAM Trío en el Bilbaína Jazz Club (Jueves 6 de marzo de 2008)
07.03.08 -

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
El jueves comenzó con buen ambiente el 20º Concurso Pop-Rock Villa de Bilbao. Este año se han presentado tres centenares menos de grupos que en 2007, escasean los combos extranjeros seleccionados y abundan los participantes autóctonos. El honor de abrir fuego recayó en los bilbaínos Mamba Beat, que actuaban en condición de invitados y se superaron respecto a cuando les vimos en el Fnac. Esta vez, en un hábitat más apropiado a su música, no se diferenciaron apenas sus ramificaciones orgánicas y sintéticas, y la cosa discurrió sin sobresaltos entre el espectro peliculero acid jazz (del JTQ a Alcohol Jazz y Speaklow) y la incitación a la rave bailonga (dejes étnicos a lo Natacha Atlas, petardeo tipo McNamara). Lo que más nos gustó de los muy políglotas fue la interacción entre metales.
Luego salieron los donostiarras Supertrooper, cuatro rockeros muy guitarreros y dos vocalistas con menos actitud pero bien integradas entre ellas. Convenció y hasta movió su rock clásico yanqui, con raíz sudista (Janis Joplin, Screamin’ Cheetah Wheelies), ambición (AOR, Whitesnake, Wishbone Ash) y rollo actual (BellRays, DTs, Last Vegas).
Cerraron con altibajos los onubenses La Suite Bizarre, capitaneados por un guitarrista híbrido de Fito Paéz y Prince. Semidesnudo, él pilotó una ‘rave interruptus’ (media hora no da para calentar, ya) botada con vaho improvisatorio entre Zappa y Rhinozerose, encallada a la mitad, y emergida en una marejada tribal onda Carlinhos Brown.
Silencio!
El bueno de Pato soltó “qué intimidatorio” al ver los carteles que han pegado en el Bilbaína Jazz Club: “Silencio! Por respeto a los músicos y al gran esfuerzo que realiza la asociación”. Estaban colocados el jueves, cuando nos acercamos a probar el primer pase oficiado por el JAM Trío, nominado por el pianista canario José Alberto Medina. Dulce en la dicción al introducir los temas y aprovechar para promocionar y vender sus dos CDs, elegante en la ejecución de unos marfiles eléctricos que ascendían a alturas inenarrables, generoso con el baterista (atinados sus solos) y el contrabajista (un poco larguitos), Medina osciló entre el aire clásico del Esbjorn Svensson Trio, la calidez ilustrada de Michel Camilo y hasta el minimalismo de Lito Vitale. En este pase interpretó sies piezas, tres originales (la breve ‘Al azar’ flotó) y tres versiones: imaginativa la de Kenny Barron, infiel la de Cole Porter y sajada la de Thelonius Monk. Estupendo. Hoy viernes repite en Bilbao y mañana sábado actúa en Vitoria.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Eventos   Bares   Restaurantes  

canal

Horarios de programas y películas de todas las cadenas

Guía TV

canal

Sudoku. Cada día una tabla con diferente dificultad

Pasatiempos

Chat

Entra y charla con la comunidad

¿Te apetece hablar? ¿Quieres hacer amigos? Participa en los chats de elcorreodigital.com

Información útil

Vocento
SarenetRSS