El Correo Digital
Viernes, 25 abril 2014
chubascos
Hoy 8 / 17 || Mañana 6 / 16 |
más información sobre el tiempo
Temas de ocio
Estás en: > >
El médico a un click

saludable

El médico a un click

El auge de la información sanitaria ha convertido Internet en un auténtico hospital virtual, aunque aún hará falta tiempo para que las consultas ‘on line’ formen parte de la práctica clínica rutinaria

28.04.13 - 11:45 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

Internet ha revolucionado el mundo de la salud. Las páginas de información sanitaria inundan la Red y las instituciones sanitarias se vuelcan en el aprovechamiento de las nuevas tecnologías para hacer frente a la insaciable demanda de servicios sanitarios. La situación se mide en cifras. Los españoles visitan al médico una media de diez veces al año, lo que les convierte en líderes europes en atención especializada. Esta circunstancia explica en parte por qué la red asistencial se encuentra al borde del colapso; o, al menos, eso dicen las instituciones sanitarias. Pero, ¿basta la Red para dar respuesta a la saturación de los servicios? ¿Hasta qué punto puede uno fiarse de la información sanitaria colgada en el ciberespacio? ¿Qué tipo de paciente tiene Internet y qué busca cuando se sienta ante el teclado de su ordenador?

«Dentro de unos años, como mucho dos décadas, el sistema sanitario habrá incorporado Internet y el resto de las Tecnologías de la Información y de la Comunicación (TIC) que ya están en el mercado. Este es un proceso que no tiene marcha atrás. Con las nuevas herramientas, los pacientes podrán más allá de pedir citas, evaluar los resultados de sus tratamientos, tener acceso a su historia clínica, pedir recetas y comunicarse electrónicamente con los profesionales sanitarios», responde el médico colombiano afincado en Canadá, Alex Jadad, que ha participado en varios cursos y congresos propiciados en Euskadi por la Administración sanitaria.

Los servicios de salud de Cataluña fueron de los primeros del mundo en incorporar un servicio de consulta on-line para dar a los afectados por el virus del sida una atención integral a través de Internet. Al comienzo de la década pasada fueron sólo un centenar los pacientes que se beneficiaban de ella, pero cada vez son más y en más lugares. El modelo puesto en marcha entonces por el servicio de Enfermedades Infecciosas del hospital Clinic de Barcelona como una experiencia piloto es el que se pretende extender al conjunto de la red sanitaria, pero no será fácil.

Fin de los servicios gratuitos

Es posible controlar a distancia a determinados pacientes, mediante sistemas de telemedicina que evitan viajes, consultas y desplazamientos. Extender la fórmula a la rutina clínica diaria es harina de otro costal. «Es muy dificil y muy costoso. En este momento, no estamos preparados para responder a la demanda que podría generarse desde los domicilios», afirma Ignacio Antepara, jefe de la Unidad de Alergias del hospital de Basurto y consejero de la empresa ‘Tuotromedico.com’, uno de los portales sanitarios con mayor demanda.

Instituciones públicas y privadas son conscientes de que el usuario de Internet es un importante consumidor de productos sanitarios y no se han quedado paradas. En el caso de Euskadi, el Departamento vasco de Salud, según confirmó su consejero, Jon Darpón, en el Parlamento, considera «prioritario» dar un impulso definitivo a la estrategia para la atención al paciente crónico diseñada por su antecesor, Rafael Bengoa, que contempla el desarrollo integral de los servicios sanitarios a distancia, la llamada telemedicina.

Las empresas privadas, por su parte, como es el caso de ‘Tuotromedico.com’, también han comenzado a tomar medidas para afrontar los nuevos retos a los que se enfrenta la atención sanitaria. Las consultas on-line gratuitas comienzan a desaparecer y se tiende a que el usuario pague por el servicio recibido (unos diez euros de media) o que sean sus propias aseguradoras quienes financien las ‘visitas virtuales’ al especialista. «Hemos remodelado por completo nuestra web para que el usuario sepa quienes somos, nos conozca físicamente, vea cómo son nuestras consultas en la realidad y, en definitiva, sepa a dónde acude», explica Ignacio Antepara. «Muy pronto lo hará todo el mundo, pero nosotros ya nos hemos adelantado».

Distintivo de calidad

Un reciente estudio del grupo de Farmacología Social de la Universidad de Alcalá, basado en el análisis de casi 30.000 encuestas, concluyó que uno de cada seis pacientes consulta Internet antes de visitar a su médico. La información que se ofrece en la Red es cada vez más completa y especializada, pero todavía presenta dos graves problemas, según coinciden los expertos consultados. Existen muchas páginas que ni se actualizan ni se borran, lo que supone un auténtico problema para un mundo como el de la salud, en continua evolución. El conocimiento del ayer puede haberse quedado viejo hoy. Además, sobre el ‘muro digital’ pueden publicarse todas las falsedades y rumores imaginables bajo pseudónimos, el mayor de los anonimatos y, lo que es peor, tras la apariencia de la oficialidad.

«Por suerte, existen sellos de calidad que permiten reconocer las páginas de las que uno se puede fiar», destaca Ignacio Antepara. En el ámbito de la medicina, uno de los más reconocidos es el sello estadounidense HON Code, que cuenta con el aval, entre otros de la Clínica Mayo. Existen otros, como el distintivo de calidad que concede el Colegio de Médicos de Barcelona, que también otorga reconocimiento a la web que lo luce.

Los usuarios pueden encontrar en Internet dos tipos de páginas sanitarias, fácilmente reconocibles. Las dirigidas a los profesionales sanitarios están redactadas en un lenguaje más técnico y abordan aspectos muy variados y concretos de la salud humana. Las diseñadas para los pacientes o el público en general disfrutan de un diseño más atractivo, se elaboran con un lenguaje más sencillo y directo. Muchas de ellas, cada vez más, ofrecen al navegante la posibilidad de acceder a foros de opinión, intercambiar impresiones, incluso organizarse.

Los servicios sanitarios están cambiando. En cinco años, posiblemente, se parezcan ya poco a los que conocemos en la actualidad. Entretanto, quedan aún muchas incógnitas por despejar.

Ver todos los artículos de Saludable.

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
El médico a un click
Internet ha revolucionado el mundo de la salud.
Pasarelas de moda
Fotos de las propuestas de todos los diseñadores
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.