El Correo Digital
Lunes, 20 octubre 2014
claros
Hoy 13 / 24 || Mañana 14 / 20 |
más información sobre el tiempo
Temas de ocio
Estás en: > >
Contra los virus, más cítricos

cocinillas

Contra los virus, más cítricos

Naranjas, limones o mandarinas son el mejor aliado para combatir el cambio de estación

23.03.13 - 11:31 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

No será necesario que le cuente lo devastador que resulta este cambio de estación. Quizá usted lo ha sufrido ya en sus propias carnes, o en su casa, o en su trabajo. La primavera, por alguna razón que a mí se me escapa pero que tendrá muy fácil explicación científica, llega acompañada de una legión de virus. Nada grave; pero por unos días dolores de cabeza, congestiones nasales, toses expectorantes, irritaciones de garganta e incluso gastroenteritis dejan fuera de juego a media población.

¿Qué hacer, además de protegerse del contagio? Hay unos aliados naturales de los que debemos echar mano todo el año, pero que resultan especialmente recomendables en este tránsito del invierno a la primavera: los cítricos. Naranjas, limones, mandarinas, pomelos..., aunque no estén ya en su mejor momento, mantienen en esta época todas sus enormes y múltiples cualidades nutritivas y salutíferas. Y de manera especial, para lo que ahora nos importa, su alto contenido en vitamina C. Esta constituye un verdadero escudo contra muchas infecciones. Leo que este poder defensivo proviene de su capacidad para estimular la producción de sustancias como el interferón y el colágeno, que dotan de barreras biológicas a nuestras células. Por si fuera poco la vitamina C ayuda a fijar el hierro (buena, pues, contra la anemia).

A esta función hay que añadir otras muchísimas ventajas que se derivan del consumo de cítricos ya que éstos nos proveen también de fibra, potasio y otros minerales, además de agua. Ayudan a controlar el colesterol, a combatir el estreñimiento, a reponer minerales después de hacer ejercicio, a eliminar líquidos... Sin contar el ácido fólico, tan necesario en el embarazo. Un chollo.

Y ¿cómo aprovecharse de tanta ventaja? Dicen los nutricionistas que un solo vaso de zumo (de dos o tres naranjas) o media naranja cubren nuestras necesidades diarias de vitamina C. Vamos, que te comes una naranja entera y es que te sales.

Naturalmente, lo mejor es ingerir la fruta fresca y aunque, como queda dicho, naranjas y mandarinas van perdiendo en esta época el lustre y el sabor que tuvieron durante el invierno, todavía aguantan. Ambas frutas, al igual que los pomelos, admiten distintas preparaciones y presentaciones en fresco, algunas muy vistosas. Hay quien las 'alegra' con algún licor.

Tienen también los cítricos su uso culinario, principalmente en la elaboración de postres dulces. Pero no solo. Hay platos de carne y pescado que llevan cítricos. Por citar solo lo más clásicos, el pato a la naranja, el pavo al limón, los riquísimos 'tajines' de pollo o de sepia...

Sin embargo, hoy nos vamos a entretener en esta receta de postre que he encontrado:

Bizcocho de naranja y mandarina

Pelamos y troceamos dos naranjas y tres mandarinas.
Colocamos los trozos en un bol con una cucharada de aceite, un yogur natural y tres huevos.
Batimos todo y añadimos a la pasta resultante dos vasos (se pueden usar los del yogur) de harina y un sobre de levadura.
Volvemos a batir hasta obtener una crema suave y homogénea, a la que incorporamos un poco de chocolate rallado.
Vertemos la mezcla en un molde untado con mantequilla y lo metemos en el horno, previamente calentado a 180 grados. Allí lo dejaremos durante unos 45-50 minutos.
Entretanto, mezclamos en un cazo el zumo de dos naranjas y el de una o dos mandarinas (depende del protagonismo que queramos dar a este componente) con una copa de algún licor de naranja. Hervimos durante dos o tres minutos para que evapore el alcohol.
Para saber si el bizcocho está hecho se pincha con un cuchillo; si sale limpio, está listo. Entonces, aún en el molde y en caliente, lo 'emborrachamos' con el zumo. Ya solo nos quedará dejarlo enfriar y desmoldarlo.
Naturalmente, no digo que esta sea la forma más sana de consumir cítricos, pero cítricos lleva... Ahora quiero consultar con mi nutricionista de cabecera cuánta lima hay que poner al gin-tonic para llenarlo bien de vitamina C. Ya diré aquí la respuesta. Pero me temo lo peor...

Ver todos los artículos de Cocinillas.

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Pasarelas de moda
Fotos de las propuestas de todos los diseñadores
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.