El Correo Digital
Martes, 2 septiembre 2014
sol
Hoy 15 / 25 || Mañana 13 / 28 |
más información sobre el tiempo
Temas de ocio
Estás en: > >
Oxford, magia en las aulas

escapada a la ciudad inglesa

Oxford, magia en las aulas

La prestigiosa universidad es la piedra angular de esta ciudad de fantasía donde se rodó Harry Potter y se fraguaron historias como 'El Señor de los anillos'

03.09.12 - 17:29 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Cualquiera que haya escuchado alguna vez el nombre de Oxford pensará en la prestigiosa universidad inglesa. Es la misma que tan buen nombre y fama tiene en toda Europa y que rivaliza con su siempre eterna competidora Cambridge. Sin embargo, Oxford es mucho más que un templo dedicado al conocimiento, si bien esta institución es la piedra angular de la ciudad, también alberga multitud de curiosidades históricas y edificios de gran encanto.
Oxford está situada en el condado de Oxfordshire, a una hora en coche de Londres. Se trata de una ciudad pequeña de aproximadamente 145.000 habitantes pero con mucha gente joven que acude a sus dominios para estudiar y forjarse un futuro brillante. El estilo gótico está presente en la mayoría de los edificios públicos de la localidad, sus altas estructuras combinadas con las formas espinosas que les otorgan los arbotantes y los grandes ventanales les confieren un aire majestuoso. Las casas por el contrario no son muy altas aunque casi todas cuentan con dos pisos a modo de dúplex. La armonía que logra Oxford mediante la combinación de esta arquitectura bicentenaria y los numerosos espacios verdes de la ciudad es otro de sus encantos. “Es como si viajases a la Inglaterra de principios de siglo” comenta Christine Devlin, profesora de inglés en Oxford.
La universidad, el alma de la localidad cuenta con una distribución curiosa. A diferencia de las universidades de hoy en día que cuentan con sus facultades en un mismo núcleo, la de Oxford se encuentra diseminada a lo largo de la urbe, como si hubiesen cogido los edificios donde se estudian las diferentes disciplinas que ofrece la institución y los hubiesen colocado al azar en otros emplazamientos. Así pues no existe un punto en concreto donde localizar el claustro más antiguo del mundo anglosajón, se podría decir que la ciudad entera es la universidad. El prestigio de este cúmulo de profesores y estudiantes proviene de los éxitos que atesora desde su fundación en el siglo XII. Por sus aulas han pasado mentes brillantes como las de Isaac Newton o Stephen Hawking. También se trata del colegio por el que más primeros ministros han pasado en toda Europa.
Los turistas esporádicos también tienen mucho por visitar. Desde las numerosas facultades a la capilla de St John's College donde los alumnos rezaban y estudiaban sin salir al exterior hace más de 500 años. La zona central de la urbe cuenta con varias tiendas y un centro comercial donde se puede comprar de todo. También se puede visitar el mercado artesanal en el que degustar deliciosos brownies y galletas de chocolate hechas con el mimo y atención de los pasteleros ingleses. Llama la atención la gran librería Blackwell, de tres pisos de altura. Se trata de una de las mejores de Inglaterra y cuenta con todo tipo de material académico, a parte de tener un catálogo colosal de libros divididos por secciones en todos sus pisos. Los lunes por la noche se organizan diferentes eventos culturales que hacen referencia a la historia de la localidad. Es fácil ver representaciones de las obras de Shakespeare al aire libre en los grandes jardines de las diferentes facultades, o unirse a las visitas guiadas del 'Ghost Tour' de la prisión del antiguo Oxford Castle.
Entre las curiosidades que ofrece la urbe cabe destacar que el autor de 'El Señor de los Anillos' y padre de la fantasía moderna J. R. R. Tolkien vivió allí durante mucho tiempo, tanto que frecuentaba el bar 'The roadside tavern' en el que junto con su amigo C. S. Lewis, autor de 'Las Crónicas de Narnia', divagaban y preparaban sus futuros libros. Este bar es hoy en día un lugar muy frecuentado por los seguidores de ambos literatos.
El siguiente caso tiene la saga de Harry Potter como protagonista, y es que si no hubiese sido por la capacidad que la universidad de Oxford tiene para dar vida a la fantasía, las ocho películas del niño mago no habrían tenido ningún escenario donde poder ser rodadas. Pasearse entre las aulas y pasillos de las facultades hace sentir a cualquiera como si de verdad anduviese por Hogwarts y visitase épocas ya pasadas.
Contando con una atmósfera que invita tanto a la contemplación y a maravillarse no es de extrañar que alguien se pregunte dónde queda toda la energía juvenil que tantos estudiantes aportan a la región. Afortunadamente Oxford cuenta con numerosas calles con bares y discotecas para aquellos que quieran salir por la noche. Los locales están en su mayoría hechos de madera de roble y ofrecen un aspecto acogedor y cálido, similar al de una antigua posada de cuento que anima a cualquiera que se pase a tomar unos tragos. Es común ver grupos de universitarios por la calle todas las noches repitiendo el mismo ritual. Es importante tener en cuenta la hora de cierre, ya que a las tres o cuatro la fiesta se acaba y toca volver a casa.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Oxford, magia en las aulas
Los edificios universitarios se encuentran dispersos por toda la ciudad.
Pasarelas de moda
Fotos de las propuestas de todos los diseñadores
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.