El Correo Digital
Jueves, 17 abril 2014
sol
Hoy 10 / 23 || Mañana 7 / 24 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Juan Cardona: «Queda mal no dar propina. Veinte euros está bien»

dirige el hotel de moda en ibiza

Juan Cardona: «Queda mal no dar propina. Veinte euros está bien»

«Los huéspedes pueden pedir lo más extraño, que nosotros se lo conseguimos. Lo que no digo es a qué precio», asegura el gerente del Hotel Ushuaia

06.09.13 - 00:01 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

Juan Cardona dirige el hotel de moda en Ibiza. El Ushuaia es un cinco estrellas en playa d’en Bossa con 417 habitaciones que ofrece lo que ningún otro en el mundo: una gran discoteca en medio del complejo por la que pasan los mejores DJs del planeta. Y claro, tras estos flautistas de Hamelín del siglo XXI, acuden famosos de toda condición. Dicen que hace unos días pasó por allí Leonardo DiCaprio.

– ¿Es cierto?

– Pues sí. Se quedó cuatro o cinco noches. Venía con más gente pero él estuvo en la suite 'I'm on Top of the World', la mejor del hotel.

– Pónganos los dientes largos.

– Tiene 160 metros, dos jacuzzis, barra americana, terrazas, mayordomía y coche las 24 horas. Y el huésped puede pedir lo que quiera, por muy extraño que te parezca, y nosotros se lo conseguimos.

– ¿Qué pidió él?

– Nada fuera de la común. Se ponía su gorra y sus gafas, y salía, eso sí, por la puerta de personal como un camarero más.

– ¿Y otros clientes?

– Cualquier cosa que te imagines. Uno se puede levantar a las cuatro de la mañana y pedirte que le reserves la mejor mesa de una discoteca. O decirte que quiere tomarse una botella de cava con su chica a la luz de la luna llena en una cala perdida.

– ¿Y qué hacen en esos casos?

– Tirar de agenda y contactos. Nuestros chicos del 'VIP Service' son muy buenos. Además, no es un tema de precio sino de servicio. Este tipo de cliente no te pone pegas o te pregunta cuánto vale. Te pide lo que le apetece y punto.

– ¿Y siempre lo consiguen?

– Por supuesto. Yo te garantizo que lo conseguimos. Lo que no te voy a decir es a qué precio.

– Así será luego la factura.

– Claro (risas).

– ¿Algún otro nombre que pueda desvelar?

– Sólo te diré que en el hotel hemos tenido futbolistas de 'La Roja', actores, jugadores de baloncesto, pilotos de F-1...

– ¿Cómo llevan los clientes que todos los días haya sesiones de música electrónica en la piscina?

– Bien, sin problemas. Nuestros huéspedes saben a dónde vienen. Lo ves en nuestra web. La gente no se puede sentir engañada. Además, la fiesta empieza a las cinco de la tarde y a las doce la música se apaga. Luego la gente se va a cenar, a tomar una copa, a una discoteca o a dormir.

– Pero ni pensar en echar la siesta.

– Hombre, si delante de ti está pinchando el mejor DJ del mundo... Pero eso es lo que ofrecemos en Ushuaia. Aquí, por ejemplo, nuestro personal lleva una imagen informal pero muy formal a la vez. Tienen tatuajes, peinados raros, barba. Visten zapatillas de deporte y pantaloncito corto.

– ¿Los precios van acordes?

– La suite 'I'm on Top of the World' cuesta 10.000 euros la noche.

– Bueno, es...

– Piensa que el otro día, por ejemplo, un cliente la reservó sólo para montar una fiesta privada con sus amigos en la que pinchó un DJ. Sólo el DJ le costó más que la habitación.

– ¿Cuánta propina hay que dar en un hotel como el suyo?

– A gusto del cliente. La verdad es que nuestros chicos, si lo saben hacer bien, se sacan un buen dinero. Pero lo normal son 20, 50 euros.

– ¿Queda mal no dar nada?

– Hombre, sí. El otro día un cliente con el servicio VIP nos pidió unas pizzas un tanto especiales y el chico que se las llevó se ganó sus 500 euros. Pero eso no es lo normal.

– ¿Quiénes son los mejores clientes?

– Rusos y árabes ahora vienen fuertes. Son gente muy muy exigente, pero a la vez da gusto trabajar con ellos porque tienen un potencial enorme. Pero también tenemos indios, asiáticos y americanos. Y españoles, pero ahí se nota algo la crisis.

– ¿En su hotel también se roban los 'amenities'?

– (Risas) Sí, pero ya lo das por descontado. No lo considero ni como un robo. Lo que gusta mucho son nuestros 'kits' eróticos. En cada habitación dejamos dos, el normal y el deluxe. Éste último siempre tenemos que reponerlo. (Risas).

En Tuenti
Juan Cardona: «Queda mal no dar propina. Veinte euros está bien»
Clientela. «Rusos y árabes ahora vienen fuertes»./ Juan Antonio Riera
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.