El Correo Digital
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 13 / 20 || Mañana 13 / 20 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
Los príncipes de Asturias, en la boda del heredero de Luxemburgo

ENLACE REAL

Los príncipes de Asturias, en la boda del heredero de Luxemburgo

Las principales casas reales del mundo se reunen en el enlace de Guillermo y Stéphanie

20.10.12 - 13:55 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Los príncipes de Asturias y los novios. /Atlas
Guillermo y Stéphanie, príncipes de Luxemburgo, se han dado el sí quiero en la Catedral de Nuestra Señora, en una ceremonia religiosa oficiada por el Arzobispo Jean-Claude Hollerich, y en la que se han congregado las casas reales reinantes y no reinantes de todo el mundo. Ente los presentes, los Príncipes de Asturias se han sentado junto a los herederos de Bélgica, Felipe y Matilde.
La novia llegó sonriente y puntual en el extrañamente soleado día de otoño que luce en Luxemburgo a bordo de un automóvil Daimler DS 420 de color azul, comprado por la Familia Gran Ducal.
Stéphanie, hija de los Condes de Lannoy de Bélgica, es princesa de Luxemburgo desde este viernes, coincidiendo con el enlace civil con Guillermo, el heredero del Gran Ducado.
La joven, de 28 años, entró a la catedral de la mano de su hermano mayor y heredero al título de Conde de Lannoy, Jehan, y nada más llegar al altar besó a su padre.
Guillermo, de uniforme militar, ha guiñado el ojo a su princesa cuando ha llegado al altar por la misma alfombra roja que recorrieron sus padres, Enrique y María Teresa, Grandes Duques de Luxemburgo en su enlace en 1981.
La composición que ha abierto la ceremonia, que ha durado más de dos horas, es "Grosser Gott" de compositor Ignaz Franz.
Durante la ceremonia se han leído, entre otros textos, la carta de San Pablo a los Corintios y el evangelio de Jesucristo según San Mateo.
El Arzobispo ha iniciado su homilía con una oración en recuerdo de la recientemente fallecida madre de la novia, la condesa Alix della Faille de Leverghem.
La imagen de Nuestra Señora de Luxemburgo en la catedral está también decorada con un velo para honrar a la condesa ausente y en ella se ha depositado el ramo de novia.
La ceremonia se ha oficiado en los idiomas del Gran Ducado (francés, alemán y luxemburgués) además de en inglés y flamenco.
En la ceremonia televisada, los ciudadanos han podido escuchar a la princesa en su ya bien aprendido luxemburgués.
Una de las invitadas que más se emocionaron con la ceremonia fue Paola de Bélgica, que no pudo contener las lágrimas ante la boda de la joven condesa belga, de una de las familias más aristocráticas del país y a la que considera prácticamente de la familia.
Los Príncipes de Asturias se han sentado junto a los herederos de Bélgica, Felipe y Matilde.
En Tuenti
Pasarelas de moda
Fotos de las propuestas de todos los diseñadores
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.