Puigdemont responsabiliza a «la violencia» del Estado que la EMA no haya elegido a Barcelona

El presidente cesado de la Generalitat, Carles Puigdemont./AFP
El presidente cesado de la Generalitat, Carles Puigdemont. / AFP

Alfred Bosch (ERC) responde a Ada Colau, que admitió que la situación política podía estorbar a la opción barcelonesa

AGENCIASMadrid

El presidente cesado de la Generalitat catalana, Carles Puigdemont, ha responsabilizado este lunes a "la violencia" del Estado contra Cataluña por el hecho de que la Agencia Europea del Medicamento (EMA) no haya elegido a Barcelona como su próxima sede.

"Hasta el 1 de octubre, Barcelona era la favorita. Con violencia, retroceso democrático y el 155, el Estado la ha sentenciado", ha tuiteado Puigdemont, concluyendo que la aplicación del artículo 155 tiene consecuencias políticas pero también económicas como "empobrecer" un territorio como Cataluña que esperaba ser sede de esta agencia.

Más información

"El éxito del 155: encarcelar líderes civiles y la mitad del Govern legítimo, forzar el exilio de la otra mitad, erradicar el autogobierno y ahora ya podemos sumar empobrecer el territorio", ha reflexionado Puigdemont tras adjuntar varias capturas de pantallas relativos a los encarcelamientos, a las cargas policiales del 1 de octubre y al desenlace la ubicación de la EMA, contraria a los intereses de Barcelona.

Los focos, en Rajoy

Las reacciones de otros políticos no se han hecho esperar. El líder de ERC en el Ayuntamiento barcelonés, Alfred Bosch, ha aseverado que era el presidente del Gobierno central, Mariano Rajoy, quien debía defender la candidatura; y que, por ello, "el único responsable [del fracaso] es él".

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha señalado en su cuenta de Twitter que vive con "rabia que el golpe separatista" haya evitado que la candidatura de Barcelona para acoger la Agencia Europa del Medicamento prospere.

Por su parte, el líder del PPC y candidato a las elecciones catalanas del 21 de diciembre, Xavier García Albiol, ha atribuido que Barcelona haya quedado eliminada a que su candidatura "no ha podido vencer la imagen de una Generalitat jugando a ser República".

El portavoz de sanidad del PSOE en el Congreso, Jesús María Fernández Díaz, ha considerado la decisión como "una gran pérdida" y la ha atribuido a la "inestabilidad política" de Cataluña. "Quienes han dado lugar a esta inestabilidad son quienes tendrán que explicar a la ciudadanía que esta oportunidad que significa tanto para Barcelona no se haya podido hacer realidad", ha concluido el portavoz.

También ha opinado Jaume Collboni, exteniente de alcalde del Ayuntamiento de Barcelona, destacando que "hemos luchado hasta el final para llevar la EMA a Barcelona". "El proyecto valía la pena. Nos sentimos orgullosos de representar a Barcelona. Ha sido difícil hacer frente a las circunstancias del momento", ha tuiteado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos