Euskadi inaugura un banco de leche materna para bebés que no pueden ser alimentados por sus madres

Folleto de Osakidetza para fomentar la donación de leche materna./E. C.
Folleto de Osakidetza para fomentar la donación de leche materna. / E. C.

El lehendakari ha visitado el servicio ubicado en Galdakao, que empezará a funcionar el día 16

MARÍA JOSÉ CARRERO

Euskadi cuenta desde hoy con un banco de leche materna para recién nacidos con bajo peso y que no pueden ser alimentados por sus madres por diferentes motivos. Ubicado en el complejo hospitalario de Galdakao, a partir del día 16 se encargará de recibir, procesar y distribuir la leche donada por mujeres que amamantan a sus bebés. Una vez procesada con total garantía de seguridad, se administrará a los niños ingresados en Unidades de Neonatología, siempre con indicación por parte de su equipo médico. En líneas generales, se trata de pequeños que han sido intervenidos, sufren una cardiopatía, han nacido con menos de 32 semanas de gestación o con menos de 1.500 gramos. El pasado año, 1.904 bebés de estas características estuvieron ingresados en los hospitales vascos, un 10% nada más venir al mundo. Uno de cada diez eran prematuros y de ellos, un 15% tenía bajo peso.

El lehendakari ha visitado esta mañana el servicio, ubicado en el Centro de Transfusiones y Tejidos Humanos. En el transcurso del acto ha recordado que la donación es un acto de generosidad, voluntario y altruista del que no obtienen beneficio económico alguno las donantes, que pueden ser cualquier mujer sana y con un estilo de vida saludable, que esté dando el pecho a su bebé sin dificultad y que haya sido madre entre las tres semanas y seis meses previos. Para contactar con el banco, hay que llamar al teléfono 94 4579375, de lunes a viernes de 8:00 a 15:00 horas, o bien a través del correo bancolecheeuskadi@osakidetza.eus También se puede consultar con el personal sanitario al que la mujer acude habitualmente -pediatra, matrona o profesional de enfermería-, a fin de concertar una cita con un profesional que le ayudará a responder un breve cuestionario sobre sus hábitos de vida y antecedentes médicos.

En esa misma visita, se le extraerá sangre para descartar enfermedades transmisibles y se firmará un consentimiento informado. A partir de ahí, la mujer recibirá todo el material necesario para donar sin coste y toda la información necesaria para realizar la donación. También contará con un profesional de contacto para cualquier ayuda que necesite.

Campaña divulgativa

Para divulgar el servicio y encontrar donantes, el Departamento de Salud pone en marcha hoy mismo una campaña de información con carteles, folletos y una guía para donantes que se distribuirán en las áreas de neonatos, maternidad y pediatría de los hospitales, así como en las consultas de los centros de salud. Con el lema 'Una historia de amor en cada gota que donas', recoge de una manera sencilla información sobre qué es un banco de leche materna; quién puede donar, quiénes se benefician, cómo ser donante, cómo se realiza la extracción, almacenamiento y transporte de la leche donada .

En España, diez comunidades autónomas cuentan ya con bancos de leche con funcionamientos diferentes. En el caso vasco, desde Galdakao se dará cobertura a todo Euskadi a través de los hospitales de la red pública dotados de unidades de neonatología: Txagorritxu, Cruces, Basurto y Donostia.

Acompañado por el consejero de Salud, Jon Darpón, el lehendakari ha destacado que el banco «supone un nuevo paso en el firme compromiso del Gobierno vasco con el fomento e impulso de la lactancia materna desde el convencimiento, como siempre se ha defendido, de que la leche materna es el mejor alimento para un recién nacido, más aún cuando se trata de un bebé prematuro o de bajo peso. Entre los beneficios de la leche materna destacan que se tolera mejor, protege contra los problemas intestinales graves, como la enterocolitis necrotizante, y disminuye el riesgo de infección, mejorando las posibilidades de recuperación, supervivencia y desarrollo.

Iñigo Urkullu ha destacado que con un litro de leche materna se puede ayudar a 10 bebés prematuros o de bajo peso. En el acto también estaba María García, la enfermera de Neonatos de Cruces que emprendió la campaña recogida de firmas para conseguir el Banco de Leche de Euskadi.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos