Cómo reconocer las picaduras de insectos y qué hacer para curarlas

Aunque la mayoría suelen carecer de importancia, existen otras que pueden provocar consecuencias negativas para la salud

ELCORREO.COM

En la época estival nos exponemos a las picaduras de multitud de insectos. Aunque la mayoría suelen carecer de importancia, existen otras que pueden provocar consecuencias negativas para la salud, como la transmisión de determinadas enfermedades. De ahí la importancia de conocer el aspecto de cada una de las picaduras y de saber cómo actuar en cada caso.

Para facilitar esta tarea, la web Guía Infantil ha publicado una guía en la que aparecen los distintos tipos de picadura y algunas recomendaciones para cada una de ellas.

  • 1

Mosquito. Se trata de la picadura más reconocible, puesto que es también la más habitual. Normalmente, encontramos un punto o bulto único y rojo sin hinchazón, que no supone peligro alguno, a no ser que exista alergia o que el insecto haya transmitido una enfermedad. En estos casos aparecerá el dolor y la fiebre.

  • 2

Pulgas. Suelen aparecer distintas picaduras agrupadas y cercanas entre sí, así como un picor constante. Para evitarlas, es importante revisar las sábanas de vez en cuando y cambiarlas con frecuencia, más aún si se tienen mascotas en casa.

  • 3

Avispa o abeja. Estas picaduras suelen provocar mucho dolor e hinchazón en la piel durante un par de días y su aspecto es muy reconocible: mancha roja con un punto blanco en el centro, donde suele quedar clavado el aguijón, en el caso de las picaduras de abeja. Si se da el caso, es importante retirarlo cuanto antes.

  • 4

Los mordiscos de estos insectos también provocan bultos en la piel, ya sean grandes o pequeños, con un punto en el centro. Además, existen muchos tipos, por lo que su reconocimiento requiere una búsqueda más exhaustiva. Por ejemplo, la viuda negra deja dos puntos juntos en el centro de la picadura.

  • 5

Garrapata. Estas picaduras no provocan dolor, pero sí un cerco de color rojo. En muchas ocasiones, la garrapata queda adherida a la piel, por lo que es necesario retirarla de inmediato, cuidando que la cabeza no quede dentro. Según la región, estos insectos pueden contagiar enfermedades como el Lyme o Riskettsia, por lo que, en el caso de ser víctima de su picadura, es recomendable visitar a un médico cuanto antes.

  • 6

Hormigas. La mordedura de una hormiga produce hinchazón en la piel y, en ocasiones, algo de pus y ampollas al cabo de unos días.

Fotos

Vídeos