El Gobierno vasco invertirá 1,5 millones para reducir el consumo energético en viejos polígonos industriales

Polígono de Jundiz en Vitoria./
Polígono de Jundiz en Vitoria.

La SPRI aportará otros 3,1 millones de euros destinados a renovar sus infraestructuras

JOSÉ DOMÍNGUEZ

El Ente Vasco de la Energía destinará este año 8 millones de euros a potenciar proyectos de ahorro energético y de impulso de las fuentes renovables en los sectores de gran consumo como la industria, los servicios, los transportes o la administración pública. El programa de subvenciones, que entrará en vigor esta misma semana, aumenta su partida un 23% con el objetivo de apoyar a 1.400 proyectos valorados en 40 millones y que permitirían reducir hasta un 0,25% el gasto actual que se registra en Euskadi. De hecho el ahorro previsto sería el equivalente a 13.369 toneladas de petróleo.

La medida más novedosa se centra en los polígonos industriales, sobre todo en los más antiguos que se pusieron en marcha en los años 80. «En muchos casos su alumbrado público es hoy manifiestamente mejorable, podrán hacer estudios de viabilidad para aplicar salaciones de biomasa o cogeneración y su distribución en red, renovar instalaciones eléctricas, o proyectos piloto de transporte», ha explicado el viceconsejero de Industria, Javier Zarraonaindia. Para esta labor el EVE destinará un millón y medio de euros, además de otros 3,1 que pondrá la SPRI para que renueven infraestructuras e instalaciones.

Las líneas para el ahorro energético y de su uso racional cuentan con otra partida de 4,5 millones y buscan actuar en sectores «que cuentan con un importante margen para introducir medidas correctoras que minimicen el consumo y su factura energética». Entre ellos destacan los destinados a la administración pública para mejoras en su alumbrado exterior y la climatización, tratamiento de aguas sanitarias e iluminación de los edificios públicos.

El director del EVE, Iñigo Ansola, ha destacado que las ayudas también fomentarán la realización de auditorías e implantación de sistemas de gestión energética en empresas públicas y privadas. Y en materia de transporte abogarán por la transformación de vehículos pesados a gas natural, así como la instalación de puntos de recarga, tanto eléctrica como de otros combustibles alternativos. También se apoyará la adquisición de bicicletas de pedaleo asistido por parte de particulares.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos