Fallece a los 91 años el histórico chef francés Paul Bocuse

Paul Bocuse es un institución en los fogones de todo el mundo, especialmente en Francia, donde se le venera también fuera de las cocinas./AFP
Paul Bocuse es un institución en los fogones de todo el mundo, especialmente en Francia, donde se le venera también fuera de las cocinas. / AFP

Fue un pionero de la 'nouvelle cuisine' y maestro de muchos de los afamados cocineros de la nueva cocina vasca

EL CORREO

El chef francés Paul Bocuse, uno de los grandes nombres de la gastronomía mundial, ha fallecido a los 91 años, según ha confirmado la Presidencia francesa, que ha rendido al pionero de la nueva cocina contemporánea una cálida nota de homenaje.

Paul Bocuse fue el epítome de la cocina francesa. Su carrera fue la de un hombre de fidelidad», hizo saber el Elíseo. «Fidelidad a Francia, cuando se unió al Ejército francés de Liberación junto con el general De Gaulle. Fidelidad también a su tierra de Collonges-au-Mont-d'or, donde nació, donde vivió, trabajó, creó y donde murió», recuerda la Presidencia gala.

Bocuse, apodado el 'Papa' de la gastronomía francesa ha fallecido en su conocido restaurante 'Collonge's, reconocido lógicamente con tres estrellas Michelin. El chef sufría desde hace años la enfermedad de Parkinson.

«Paul Bocuse murió, la Gastronomía está de luto. El señor Paul era Francia. Simplicidad y generosidad. [...] El Papa de la gastronomía nos deja», tuiteó el ministro francés del Interior, Gérard Collomb.

Profesionalidad

La esposa del cocinero, Raymonde Bocuse, y su hija Françoise, estaban presentes este sábado en su restaurante, a donde se dirigía Jérôme Bocuse, otro de los hijos de Paul, nacido de otro matrimonio, según una periodista de la AFP en el lugar. Nada dejaba sospechar la noticia a media jornada de este sábado, donde todo el personal estaba sonriente.

Paul Bocuse nació en la comuna de Collonges-au-Mont-d'Or, el 11 de febrero de 1926 en el seno de una familia de cocineros. Su establecimiento L'Auberge de Collonges au Mont D'Or consiguió las tres estrellas Michelin en 1965 y nunca perdió ninguna. Fue nombrado 'chef del siglo' por la guía Gault-Millau, rival de Michelin, en 1989, y de nuevo en 2011 por The Culinary Institute of America.

Un arte incomprendido

«La 'nouvelle cuisine', de la que fue padre fundador, a veces criticada o malentendida, abrió a la cocina francesa un glorioso capítulo que hoy le permite ocupar el primer puesto mundial, haciendo que en todas partes sea el orgullo de Francia y de los franceses«, ha añadido el Elíseo.

«Hoy la gastronomía francesa ha perdido una figura mítica que la habrá transformado profundamente. Los chefs lloran en sus cocinas, en el Elíseo y en todas partes en Francia. Pero continuarán su trabajo», concluye la nota.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos