Osakidetza suspendió de funciones al técnico antes de ser condenado por cohecho

Exterior de Urgencias del hospital de Basurto./
Exterior de Urgencias del hospital de Basurto.

El funcionario adjudicó obras en el hospital de Basurto a cambio de viajes

AGENCIAS

Osakidetza ha informado de que suspendió de funciones al funcionario interino del Servicio Vasco de Salud que ha sido condenado por cohecho y ha precisado que su actuación no ha causado «perjuicio económico alguno». El técnico adjudicó obras en el hospital de Basurto a cambio de viajes.

El Departamento Vasco de Salud ha indicado que, desde que recibió la comunicación judicial del caso, ha facilitado a las instancias judiciales toda la información requerida al objeto de colaborar «a esclarecer los hechos a la mayor brevedad». Asimismo, ha manifestado que, una vez notificado el auto a Osakidetza, el Servicio Vasco de Salud decidió también interponer al funcionario interino de Osakidetza la medida cautelar de «suspensión de funciones» que se ha mantenido hasta conocer la sentencia firme del juzgado.

Asimismo, ha precisado que, al objeto de acreditar, si con ocasión de las adjudicaciones Osakidetza sufrió algún perjuicio de contenido económico, el Servicio Vasco de Salud llevó a cabo un análisis de la adjudicación de expedientes realizados en los años 2012 y 2013 «sin que se haya objetivado perjuicio económico alguno». Asimismo, Osakidetza ha señalado que apuesta "con firmeza" por una gestión "rigurosa, responsable y eficiente".

La Audiencia de Bizkaia condenó por cohecho a quién fuera técnico de la subdirección de compras, obras y servicios estratégicos de Osakidetza por lograr que una constructora resultase adjudicataria de obras en el hospital de Basurto, a cambio de pagarle viajes de vacaciones. La sentencia de la sección sexta del tribunal vizcaíno, fechada el 31 de enero, que también condena por ese delito al presidente del consejo de administración de la constructora, recoge el acuerdo entre la Fiscalía y las defensas para aceptar como probados los hechos constitutivos de delito.

En base a ese acuerdo, se suspende la pena de prisión impuesta de dos años a cada uno de los acusados además de su inhabilitación, por el plazo de cuatro años, quedando condicionada a la no comisión de delitos durante ese plazo. Según se expone, el técnico de compras y obras del servicio vasco de salud, es un arquitecto de profesión que emitió los informes técnicos necesarios para que la empresa José Antonio Olabarri Construcciones resultara adjudicataria durante los años 2012 y 2013, de la obra de reforma de reanimación del bloque quirúrgico Dr. Areilza en el Hospital Universitario de Basurto y de sustitución de la impermeabilización en la zona ajardinada de ese mismo hospital.

A cambio, el técnico, condenado por un delito de cohecho pasivo, consiguió que el responsable de constructora, condenado por delito activo, asumiera el gasto de sus viajes de vacaciones. De esa manera, el empleado de Osakidetza viajó en verano de 2012 a Cerdeñay ello supuso una factura de unos 13.300 euros y en diciembre de ese año a Munich con un coste de 9.400 euros; mientras en 2013 viajó a Isla Mauricio por valor de unos 20.500 euros y quince días de recorrido por India por 13.000 euros, cantidades todas ellas abonadas por la constructora y que suman unos los 56.200 euros.

La Sala ha considerado la suspensión de la pena por cuatro años, sobre el acuerdo entre las partes y ante la falta de antecedentes penales de los dos acusados y sin que se aprecie especial peligrosidad en ellos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos