Una hierba medicinal china podría causar cáncer de hígado

Estudiantes de una escuela de medicina tradicional china. /Zhou Chao (Efe)
Estudiantes de una escuela de medicina tradicional china. / Zhou Chao (Efe)

«Me quedé boquiabierto al comprobar que las pruebas de exposición al ácido de la Aristolochia aparecían en el 78% de los casos», reconoce un investigador

R. C.

Un estudio publicado en 'Science Translational Medicine' podría cusar un cambio en la medicina tradicional china. Según un equipo de investigadores de Taiwán, existen indicios de que la Aristolochia (una hierba) está relacionada con el cáncer de hígado en Asia.

El impacto del hallazgo se debe a que un centenar de especies de la hierba conocida como 'la flauta del holandés' son empleadas por la medicina tradicional china para tratar un gran número de dolencias. No obstante, la advertencia no es nueva puesto que durante la última década del siglo XX algunos médicos alertaron que su uso como producto para perder peso derivó en numerosos fallos renales en las mujeres.

El equipo de Singapur, liderado por Steven Rozen, recabó datos con una mutación que aparece en el 98% de las muestras de tumores de hígado en dos hospitales de Taiwan, donde la Aristolochia es un producto muy popular. «Me quedé boquiabierto al comprobar que las pruebas de exposición al ácido de la Aristolochia aparecían en el 78% de los casos», confiesa Rozen. «Eso indica con fuerza que es una de las causas de ese tipo de cáncer», señala el investigador.

Después de su primer descubrimiento, el equipo de Rozen amplió sus pruebas y halló la relación entre las mutaciones y el cáncer de hígado en numerosos casos en China, Japón y Corea del Norte, mientras que la misma mutación relacionada con el cáncer de hígado se halló en sólo un 10% de los casos en Estados Unidos y un en un 5% de los analizados en Reino Unido, por lo que el equipo dedujo que no es la única causa sino un elemento potenciador.

Actualmente, el empleo de productos derivados de la Aristolochia está prohibido en la República de China (más conocida como Taiwán), aunque pueden ser encontrados en internet o en otros países, lo que puede suponer un riesgo. «Es muy difícil de regular. Necesitamos avisar a la gente de los peligros del ácido de la Aristolochia», alerta Rozen.

Fotos

Vídeos