El tribunal escuchará las 8 horas de grabaciones que destaparon el 'caso de Miguel'

El juez Jaime Tapia, presidente del tribunal./I. AIZPURU
El juez Jaime Tapia, presidente del tribunal. / I. AIZPURU

Las 24 pistas de audio fueron aportadas por la abogada Ainhoa Alberdi

Ander Carazo
ANDER CARAZO

Las sesiones del ‘caso De Miguel’ en la última semana apenas han durado una hora. Ayer mismo, seis agentes de la Ertzaintza acudieron, explicaron cuál ha sido su participación en la investigación y unos pocos tuvieron que responder a varias preguntas de las defensas. Pero esas jornadas ‘exprés’ no se volverán a repetir, ya que el lunes declarará la abogada urbanista Ainhoa Alberdi, quien destapó la supuesta trama corrupta liderada por Alfredo de Miguel, antiguo ‘número dos’ del PNV alavés. Más que su declaración, lo que acaparará buena parte de las próximas jornadas será la escucha de las 24 pistas que contenía la grabadora que entregó en 2009 a la Fiscalía y que evidenciaron cómo los socios del antiguo burukide -a quien todos llaman ‘Txitxo’- le reclamaban el pago de comisiones tras la adjudicación de un contrato en el parque tecnológico de Miñano. Este hilo sirvió para descubrir una compleja red que firmó contratos con el Gobierno vasco y preparó un ‘macropelotazo’ en la localidad alavesa de Zambrana.

El fiscal Josu Izaguirre no quiso desvelar cuál será su estrategia en las próximas sesiones con quien se considera la testigo clave, pero el presidente del tribunal -el juez Jaime Tapia- anticipó ayer que en «algún momento hay que escuchar por completo» los audios y es un trámite que no se puede eludir. Estas afirmaciones hicieron que varios letrados se removieran en sus asientos, ya que las grabaciones duran entre ocho y doce horas.

En ellas se escucha a Aitor Tellería, exconcejal del Partido Nacionalista en Vitoria, reclamando, presuntamente, una ‘mordida’ a Alberdi. «De un sitio u otro tenemos que sacar lo que nos corresponde. Es así. Si no, lo tenemos jodido». Otras carecen de trascendencia, ya que corresponden a aspectos más personales o no tienen relevancia procesal. «Estén preparados para toda la mañana, la tarde y lo que haga falta», advirtió Tapia.

Se han reservado los días 5, 6 y 14 completos para esta declaración, que temen algunos de los 26 acusados, la mayoría cargos y militantes del PNV. Estas jornadas se prevén eternas si finalmente se cumple con lo anunciado y se reproducen íntegras las grabaciones.

Hoy mismo, la terna de magistrados anunciará si permite a Alberdi testificar garantizando su intimidad y seguridad, lo que supondría declarar a través de videoconferencia u oculta para la sala, como había reclamado el Ministerio Público. Las defensas aseguraron ayer que supondría «un tratamiento especial».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos