Puigdemont acusa a Rajoy de ser el «guardián de la tumba» de Franco

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont. / Efe I Atlas

«Nuestro compromiso con el derecho a la autodeterminación permanece intacto», ha dicho el presidente de la Generalitat

EFESant Cugat del Vallés

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha acusado hoy al Gobierno de Mariano Rajoy de ser el "guardián de la tumba" de Franco y ha animado a los catalanes a votar 'sí' a la independencia para poder redactar una Constitución sin "militares franquistas" al lado.

En un acto del PDeCAT en Sant Cugat del Vallès (Barcelona), Puigdemont ha ironizado con la llamada 'operación Anubis' desplegada por el Gobierno del Estado para impedir que el 1 de octubre se celebre un referéndum en Cataluña.

Puigdemont ha recordado que Anubis es un "dios egipcio de la muerte y de los funerales, el guardián de las tumbas", y ha añadido: "Ya sabemos de qué tumba son guardianes estos señores, y no está aquí sino que está en el Valle de los Caídos".

Antes de la intervención de Puigdemont, la coordinadora general del PDeCAT, Marta Pascal, ha advertido al Estado de que "a la democracia no la para nadie" y, tras recordar la larga historia de la Generalitat como institución, ha recalcado: "Como venimos de muy lejos, no estamos dispuestos a que nos quiten nada".

"Piensan que en dos días nos borran de aquí", ha denunciado Pascal, que ha reclamado a los presentes "moral de victoria" de cara al 1-O.

La primera en tomar la palabra en la cena del PDeCAT en el Parque Ramon Barnils ha sido la alcaldesa de Sant Cugat, Mercè Conesa, que ha denunciado la "represión" del Estado, al que ha acusado de querer que los alcaldes "vuelvan a ser nombrados a dedo, como en tiempos de la dictadura", y ha expresado su solidaridad con Jordi Sánchez y Jordi Cuixart: "Hoy todos somos ANC y Òmnium Cultural".

«Lo siento, España. Cataluña va a votar os guste o no»

El propio ha advertido este viernes a la cúpula gubernamental de España de que sí se va a celebrar "guste o no" el referéndum de autodeterminación que hay convocado en toda Cataluña para el 1 de octubre .

"Lo siento, España. Cataluña va a votar sobre su independencia os guste o no", ha asegurado el presidente de la Generalitat en un artículo publicado en The Washington Post; ahí. ha expuesto su visión sobre la historia de esa región y la convocatoria del referéndum, que ha sido suspendido por el Tribunal Constitucional.

"Nuestro compromiso con el derecho a la autodeterminación y a la voluntad del pueblo catalán de decidir su propio futuro permanece intacto", ha precisado el presidente catalán, quien acusa al Gobierno español de actuar con represión en Cataluña.

"La represión del gobierno español no será capaz de cambiar eso. El 1 de octubre, los ciudadanos de Cataluña ejercerán su derecho a decidir si quieren convertirse en una nueva república independiente", ha afirmado Puigdemont.

Incluso ha señalado que el camino a esta consulta secesionista fue "pavimentado por una decisión mayoritaria del Parlamento catalán"; luego ha relatado que, en las últimas elecciones regionales en septiembre de 2015, "los partidos independentistas obtuvieron el 47,8% de los votos, lo que les dio la mayoría absoluta de escaños".

«No puede negarse la legitimidad»

A la luz de estos datos electorales, y en opinión de Puigdemont, "no puede negarse la legitimidad democrática de nuestro actual gobierno catalán". Y por ello, "después de hacer varios esfuerzos infructuosos para llegar a un acuerdo sobre los términos del referéndum con el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, inicié la consulta".

Asimismo, en su articulo ha acusado al gobierno de Mariano Rajoy de rechazar este "desafió democrático" y de optar, en su lugar, por emprender una campaña de "represión autoritaria". Así, las fuerzas de seguridad españolas "han confiscado urnas, papeletas, arrancado carteles de la campaña e intimidando a los ciudadanos".

"También se ha arrestado a funcionarios del gobierno regional catalán, se han intervenido teléfonos, allanado residencias privadas y prohibido manifestaciones políticas", ha dicho Puigdemont, obviando que esas medidas fueron llevadas a cabo por orden judicial.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos