JxCAT insiste: «Investidura sólo hay una y sólo un president, Carles Puigdemont»

Eduard Pujol. / AFP

Eduard Pujol se muestra optimista y cree que habrá un acuerdo con ERC y la CUP en «las próximas horas y días»

ADOLFO LORENTECorresponsal. Bruselas

El grupo parlamentario de Junts per Catalunya (JxCat) ha vuelto a viajar este lunes a Bruselas para cerrar filas con su líder huido e insistir en esa mantra que advierte «o Carles Puigdemont o Carles Puigdemont» pese a que el propio Puigdemont confesó la semana pasada que «el plan de Moncloa triunfa». Esto dice el trazo grueso, pero la clave es saber qué dice la letra pequeña, qué se está cocinando con ERC y la CUP (también de visita en Bruselas) para lograr eso que llaman «una investidura efectiva desde el primer minuto». Ahora, el debate se centra entre enrocarse y provocar otras elecciones o, por el contrario, facilitar el procedimiento relegando a Puigdemont a ser un president «legítimo» pero simbólico dejando que un president de verdad lidere Cataluña. Eso es lo que ha propuesto desde la cárcel el líder de ERC, Oriol Junqueras, y en eso están las negociaciones.

Puigdemont ha rechazado comparecer ante los medios (incluso por vía telemática) y ha vuelto a delegar en uno de los pesos pesados de JxCat, Eduard Pujol. «Sólo habrá una investidura y sólo un president y este será Carles Puigdemont», ha recalcado. Tras advertir de que «no entraremos en detalles sobre la negociación», se ha mostrado muy optimisma sobre la posibilidad de que se llegue a un acuerdo a tres bandas con ERC y la CUP «en las próximas horas o días».

Lo último que se ha filtrado desde Barcelona es que la 'fórmula mágica' que lograría volver a coser el independentismo se centraría en la llamada asamblea nacional constituyente, que supuestamente sería la encargada de investir a Puigdemont. Fue creada por el colectivo de municipios independentistas a finales de 2016 para que se adheriesen a la misma los diputados, concejales y alcaldes que quisieran y con la finalidad de que fuera un instrumento para ayudar a «culminar» el proceso soberanista. De hecho, la asamblea se creó ante la posibilidad de que se produjeran «situaciones en las que pueda haber una imposibilidad de que los cargos electos ejerzan sus funciones», con el objetivo de «estar preparados para garantizar que la voluntad popular expresada por los catalanes se materialice». Blanco y en botella…

Preguntado sobre ello, Pujol se ha mostrado rotundo: «Cuando se empieza a adjetivar la democracia se va por mal camino». Por ello ha insistido en remarcar el Puigdemont o Puigdemont descartando que su figura se reduzca al simbolismo. Preguntado sobre si descarta al 100% otras elecciones, se ha negado a contestar y ha reiterado que «todo va por muy buen camino».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos