El fiscal general reprocha la lentitud «desesperante» en las causas de corrupción

El fiscal general del Estado, José Manuel Maza, en los cursos de verano de la Universidad Complutense. / EFE

La dilatación en el tiempo de estos procesos afecta «al sistema político y causa desafección en la sociedad», afirma José Manuel Maza

E.C.

El fiscal general del Estado, José Manuel Maza, reprochó ayer la «lentitud desesperante» de las causas complejas por corrupción, convertida ya en un «grave problema de Estado», pues este tipo de procesos «se deberían resolver en un año, pero no en ocho». En esta línea, añadió que las causas judiciales muy dilatadas en el tiempo están afectando «al sistema político y causando desafección en la sociedad». También aludió, durante su intervención en los cursos de verano de la Universidad Complutense de Madrid en San Lorenzo del Escorial, al referéndum catalán y a su intención de perseguir la compra de urnas.

«A partir del pronunciamiento del Tribunal Constitucional diciendo que la consulta está fuera de la ley, lo que hace siempre la Fiscalía es tomar las acciones oportunas para tratar de impedirlo», subrayó. El fiscal general dejó «a la última palabra de los tribunales» la solución al problema en Cataluña y aseguró que, desde su posición, no le compete hacer comentarios políticos y debe estar «en línea con el Estado de derecho y con la ley».

Durante su comparecencia en el curso, Maza también defendió la «autonomía» de los fiscales, que es lo que se debe buscar «en vez de la independencia, pues eso significaría que el fiscal está haciendo las funciones del juez». Y en este contexto volvió a la cuestión en Cataluña para preguntarse «si dejásemos, por ejemplo, que cada fiscal fuera independiente en Cataluña, ¿haría entonces cada uno lo que quiere?».

Sobre la figura del fiscal general del Estado, Maza recordó que desde 2007 «no se le puede cesar y que, si es deshonesto, ahí la ley no puede entrar», por lo que recalcó que «solo queda acertar en la persona». «De todas formas, si tanto nos preocupa la autonomía del fiscal y si tanto miedo nos da que el fiscal pueda ser manipulado, modifiquemos primero su Estatuto», agregó.

Fotos

Vídeos