La familia de 'Pagaza' pide a ETA y «su mundo» que condene «sin paliativos toda la historia del terror»

Familia y amigos de Joseba Pagazaurtundua, durante el homenaje. / Unanue

El nieto de Fernando Múgica advierte de que las víctimas no pararán «hasta ver el relato escrito tal y como ha sucedido»

A. GONZÁLEZ EGAÑAAndoain

Familia y amigos de Joseba Pagazaurtundua, el jefe de la Policía Local de Andoain asesinado por ETA el 8 de febrero de hace quince años, han pedido «justicia y verdad» y que ETA condene «sin cesiones y sin maquillaje» toda su historia de terror. En el homenaje a su hermano de este domingo, Maite Pagazaurtundua instó a llamar a las cosas por su nombre. «El mundo de ETA y los estrategas, los que les llevaron a matar, los que proclamaron el odio y convirtieron Andoain en el ecosistema perfecto del terror condenen sin paliativos toda la historia del terror, porque aquí se ha aterrorizado más que matado», exigió la eurodiputada de UPyD.

La familia ha reclamado que el fin de ETA se haga con humildad y sin circos mediáticos, que no se ceda en las palabras «porque si no es así Joseba gritará eternamente». Ha dado las gracias a los miembros de Gesto por la Paz de Hernani, «nacionalistas cívicos que se jugaron la vida en el pueblo y viniendo muchos de ellos a Andoain cada año». El agradecimiento lo ha extendido a amigos, familiares, a la gente de ¡Basta ya!, a los concejales constitucionalistas y «a tanta gente tenaz».

La familia ha elaborado una crónica de los quince años desde el asesinato en el bar Daytona y lo han convertido en un libro que enviarán «este lunes mismo», al lehendakari, a Arnaldo Otegi, a la alcaldesa de Andoain y a Jonan Fernández porque «nos parece que ahí van a encontrar información muy interesante para que miren al pasado sin eufemismos y de una manera crítica». «Tal vez algo tendrán que contestar a la sociedad y a nosotros creo también», ha manifestado.

En el acto de homenaje habló por primera vez en público Jorge Múgica, nieto de Fernando Múgica Herzog, el dirigente socialista asesinado por ETA hace 22 años y recordó que Joseba «murió por la libertad de todos». En sus palabras ha pedido un relato ajustado a la verdad. «ETA nos debe un arrepentimiento sincero, nos debe perdón y una colaboración absoluta para esclarecer los más de 300 asesinatos sin resolver», reclamó. «Llevamos quince años viniendo a Andoain y no pararemos hasta ver el relato escrito tal y como ha sucedido. Porque aquí no ha habido un conflicto de ningún tipo, sino que lo que ha habido ha sido una banda de mafiosos asesinos pistoleros y 858 víctimas, que como Joseba, murieron por sus balas y eran todos inocentes», afirmó.

Al finalizar el acto se repartió entre los presentes el libro ‘Joseba Pagaza. Un grito de libertad’, que recoge la investigación realizada por la familia sobre los tres asesinatos y los más de 100 actos de kale borroka sufrido en Andoain entre 1990 y 2007.

Temas

Eta

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos