Dos ediles de Bilbao dejan Podemos por las «purgas» y «nepotismo» de la dirección

Samir Lahdou y Conchi García, durante un pleno en Bilbao./fernando gómez
Samir Lahdou y Conchi García, durante un pleno en Bilbao. / fernando gómez

Los concejales, que habían concurrido a las elecciones en una lista alternativa a la oficial del partido, tenían abierto un expediente de expulsión

ANTONIO SANTOS

Otro frente abierto en Podemos. Después de haberse confirmado esta semana la expulsión de cuatro junteros de Podemos en Álava por no acatar las decisiones de la dirección del partido en Euskadi, la formación de Nagua Alba se enfrenta ahora a la marcha de otros dos de sus representantes, esta vez en el Ayuntamiento de Bilbao. Samir Lahdou y Conchi García anunciaron ayer que se dan de baja en el partido. Lo hicieron con una carta remitida a Pablo Iglesias que contiene durísimas acusaciones contra la dirección en Euskadi y, en concreto, contra Lander Martínez, responsable de Podemos en la capital vizcaína y portavoz en el Parlamento vasco. Se da la circunstancia de que Lahdou y García tenían abierto un expediente de expulsión por actuar en contra de la formación morada que, según fuentes del equipo de Nagua Alba, se había activado en las últimas semanas.

Los dos concejales, que accedieron al Ayuntamiento bajo la marca Ganemos-Goazen Bilbao y compitieron en las urnas con la oficialista Udalberri -en esta última se integran también Ezker Anitza y Equo-, anunciaron su renuncia a la militancia de Podemos con una incendiaria misiva transmitida a los medios de comunicación a media mañana. En ella, muestran su «desilusión y tristeza» por lo que consideran un «giro de 180 grados» en la actuación del partido desde su fundación en el País Vasco. Acusan a la dirección de Alba de mantener una «actitud elitista» de tal forma que «solo les interesan las bases como masa aborregada a la hora de votar o hacer bulto en actos». Y les reprochan haber puesto en marcha «purgas» entre «cuantos discrepan» y haberse convertido «en el paradigma del nepotismo que pretendía combatir en sus inicios».

LAS ACUSACIONES

Sistema telemático manipulado.
Lahdou y García aseguran que las consultas a las bases son «puro pucherazo»
Candidato a lehendakari.
Dicen que el equipo de Nagua Alba «rozó el ridículo» al elegir a Pili Zabala como candidata

Lahdou y García siembran, además, dudas sobre la limpieza de los procesos internos en los que Podemos asegura escuchar a la militancia. Según sostienen «el sistema de votación telemático es puro pucherazo». En este sentido, aluden a la designación de las listas para dos procesos electorales: las municipales de 2015 y las autonómicas del año pasado. En el primer caso, sostienen que Podemos optó por ir en coalición con Equo y Ezker Anitza y dejó que representantes de estas dos marcas encabezaran la candidatura al Ayuntamiento, en vez de que el número uno perteneciera a la formación morada.

UN CONFLICTO ENTRE DOS MARCAS

Alternativa.
Lista de Samir Lahdou y Conchi García. Tiene dos concejales en el Ayuntamiento de Bilbao. La dirección de Podemos les acusó de haber utilizado la marca Ganemos -que seguidores de Iglesias usaron en el resto del Estado- para confundir al electorado.
Oficialista.
Es la plataforma con la que Podemos, Equo y Ezker Anitza se presentó en Bilbao. La lista no estuvo encabezada por ningún miembro de Podemos, tras unas primarias que ganó una representante de Equo. En segundo lugar quedó una representante de IU.

También cargan contra la designación de Pili Zabala como aspirante a lehendakari. «Rozaron el ridículo», sostienen, al designarla cabeza de cartel para las autonómicas y luego, constituido el Parlamento, «descabalgarla y darle el título ‘honorífico’ de presidenta de grupo». «Ello puso en evidencia -insisten en su carta- que habían elegido a una persona por su perfil, pero que no era ni representaba el ideario de Podemos, con el único objetivo de restarle apoyos a EH Bildu».

Siete círculos de Bilbao

La dirección de Podemos en Euskadi tiene una versión diferente. Asegura que tanto Lahdou como García han hecho pública esta carta porque temen que en las próximas semanas la comisión de garantías del partido en Madrid «les va a expulsar» por haber concurrido a las elecciones municipales en una plancha diferente a la oficial -de haber ido juntos habrían conseguido cuatro escaños y se hubieran convertido en primera fuerza de la oposición-. Explican que «hace dos semanas» los siete círculos de Podemos en Bilbao habían reactivado la propuesta para que Lahdou y García fueran expulsados del partido. La expulsión, en todo caso, hubiera sido más testimonial que efectiva. Ambos mantendrán su puesto en el Ayuntamiento al formar parte de un grupo independiente al de la marca oficial de Podemos en el Ayuntamiento bilbaíno, Udalberri.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos