«La cárcel es desoladora», dice Santi Vila al salir de Estremera

El exconseller Santi Vila deja la cárcel tras pagar fianza de 50.000 euros/EFE
El exconseller Santi Vila deja la cárcel tras pagar fianza de 50.000 euros / EFE

R. GORRIARÁN

Con el rostro demacrado tras una noche en la prisión de Estremera, Santi Vila definió con una palabra su breve experiencia en la cárcel, «desoladora». El exconsejero señaló que sus seis compañeros encerrados en ese centro penitenciario están «bien y serenos».

Vila, al igual que Oriol Junqueras, Jordi Turull, Joaquím Forn, Raül Romeva, Josep Rull y Carles Mundó, pasó sus primeras horas en el módulo de ingresos. El jueves a última hora de la tarde fueron filiados y se les fotografió de frente y de perfil, unas fotos que serán controladas con celo por los funcionarios para evitar filtraciones a la prensa. Su comportamiento, según fuentes de Interior, fue «correcto». En las próximas horas serán trasladados a uno de los 16 módulos de la prisión.

A su salida tras abonar la fianza de 50.000 euros, Vila se quejó de la medida «desproporcionada» de la jueza Carmen Lamela y reclamó a todas las instituciones del Estado y a las fuerzas políticas que tomen «cartas en el asunto» para poner fin a un conflicto que ha degenerado en una situación «terrible», que «no se va a resolver desde los juzgados».

El exconsejero de Empresa es el único dirigente del PDeCAT que se ha postulado como candidato a la Presidencia de la Generalitat, y apuesta por virar hacia la moderación. Si al final hay primarias, por no alcanzarse un acuerdo para una lista unitaria soberanista, sus opciones son escasas. Fuentes de la dirección neoconvergente sostienen que «se equivocó» el martes pasado anunciando tan pronto su candidatura y puede que no le vote «ni el apuntador».

Fotos

Vídeos