Alonso pide al PNV que rectifique su propuesta de derogar la prisión permanente revisable

El presidente de los populares vascos, Alfonso Alonso./EFE
El presidente de los populares vascos, Alfonso Alonso. / EFE

«Que tenga la gallardía de salir a explicar su postura y no oculte lo que está haciendo», reclama el líder del PP. «Que bajen a la calle y escuchen lo que opina la gente»

Koldo Domínguez
KOLDO DOMÍNGUEZ

El PP continúa con su 'cruzada' en defensa de la figura de la prisión permanente revisable, que los populares introdujeron en la última reforma del Código Penal en verano de 2015 y que se aplica en casos especialmente graves, como terrorismo, asesinatos múltiples o violencia sexual. Tras recoger firmas por todo el país para exigir su mantenimiento y situarlo en el debate político nacional, la próxima semana el Congreso de los Diputados debatirá una proposición de ley del PNV -apoyada por el resto de la oposición salvo ahora Ciudadanos- para su derogación.

El presidente de los populares vascos, Alfonso Alonso, ha querido poner sobre la mesa la «responsabilidad» de los jeltzales por «abrir un debate» y ser «los padres» de una iniciativa que «va en contra» de la opinión mayoritaria de la sociedad vasca y española. «Que baje a la calle y escuche. Que vaya a los Batzokis, a los bares y compruebe de qué habla la gente», ha expuesto Alonso. Por ello, el líder popular ha reclamado al PNV que «rectifique» su actitud y retire esa propuesta.

Según Alonso, la sociedad «tiene el derecho» de protegerse de criminales que son una «amenaza» porque tras cumplir una condena salen a la calle para volver a delinquir. Con la prisión permanente revisable, que es la máxima pena privativa de libertad que existe en nuestro ordenamiento jurídico, estos delincuentes deberán permanecer al menos 25 años en prisión antes de poder acceder a beneficios penitenciarios siempre que se verifique que su pronóstico es favorable a la reinserción social.

Si el PNV no da marcha atrás, Alonso ha reclamado que al menos «tenga la gallardía de salir a explicar» su postura. De hecho, el presidente del PP se ha quejado de que los jeltzales lideran en Madrid el debate para la derogación pero en Euskadi no quieren hablar de ello. «Intentaron bloquear nuestra propuesta de debatir el tema en el Parlamento vasco. No lo lograron y la semana que viene lo llevaremos a la Cámara, pero no es de recibo que en Madrid tiren la piedra y aquí escondan la mano. No puede ocultar lo que está haciendo», ha asegurado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos