'Les Carrières de Lumières': la historia del arte cobra vida en una cantera de caliza francesa

Monet, Renoir, Picasso, Van Gogh... esta catedral multisensorial de 7.000 m2. ubicada en Les Baux -de-Provence sumerge a sus visitantes en la obra de artistas históricos gracias a una proyección interactiva en sus paredes de catorce metros de altura

GABRIEL CUESTA

Todo es oscuridad en el interior de cualquier cantera que no sea a cielo abierto, salvo en 'Les Carrières de Lumières'. En el siglo XIX reinaba la penumbra acompañada por el ruido ensordecedor de la laboriosa tarea de sus trabajadores para conseguir arrancar de sus entrañas cubos de caliza. Ahora esa blanca piedra de las instalaciones, situadas en Les Baux -de-Provence (Francia), sirve a su vez de pared y lienzo, haciendo que sus visitantes tengan la sensación de haberse caído en el interior de un cuadro Monet, Renoir, Van Gogh... Los proyectores (100 aproximadamente) y la música permiten adentrarse en esta 'catedral' multisensorial de 7.000 metros cuadrados con unas paredes de 14 metros de alto, desde las que algunas de las pinturas más importantes de la historia del arte cobran vida de forma animada . Una reproducción que te envuelve y hace sentirte engullido, como si se estuviese encerrado en un marco.

Si algún bilbaíno se ha dejado caer por 'Les Carriers' en 2017 podría pensar que se ha confundido y está en el Bellas Artes de Bilbao. Hasta enero le habrán resultado familiar una de las reproducciones: la característica obra 'froral' de Arcimboldo, cuyos cuadros se exponen en el museo de la villa hasta el 5 de febrero. Esta proyección, 'El fantástico y maravilloso mundo de Bosch, Brueghel y Arcimboldo', llega en enero a su fin. En la cantera habrá un parón en febrero para que el dos de marzo arranque el nuevo espectáculo 'Picasso y los maestros españoles'. Goya, Zuloaga... un recorrido por la historia de la pintura española en la que no puede faltar el emblemático 'Guernica'. La obra que representa los debastadores efectos del conocido bombardeo sobre la localidad vizcaína cobrará vida en Francia.

Que la 'piel' de 'Les Carriers' haya tomado ese tono blanquecino o amarillento es gracias a la presencia de carbonato de calcio en la arena calcárea de unas rocas que tienen más de 20 millones de años. Incluso se han encontrado en su interior restos fósiles marinos, que evidencia la presencia de mar en su día en esta zona de La Provence francesa. La cantera pertenece al macizo de los Alpilles, que se encuentra en el departamento de Bouches-du-Rhône, al sur de Francia, en el corazón de Val d’Enfer. Se trata de una cadena montañosa compuesta por rocas sedimentarias plegadas (calizas, areniscas y bauxita). La piedra caliza blanca extraída de allí fue la que se utilizó para la construcción del castillo y la ciudad de Les Baux. En 1935 la cantera echó el cierre por razones económicas.

Imágenes de'El fantástico y maravilloso mundo de Bosch, Brueghel y Arcimboldo', la proyección que se ha realizado en 2017.

Un proyecto de inmersión

Fue el genio Jean Cocteau, en los años 60, el culpable de que se desempolvara el interior de 'Les Carriers' y se le diera una segunda vida para un uso completamente diferente. En 1959 decidió filmar en sus alrededores 'El testamento de Orfeo'. Fue el preludio del proyecto que comenzó en 1977 siguiendo las pautas de Josep Svoboda, uno de los grandes diseñadores de la segunda mitad del siglo XX, quien descubrió con sus investigaciones que las paredes de roca podráin servir como soporte para el sonido y luz de diferentes espectáculos. Sin embargo, fue en 2012 cuando Culturespaces se hace con su gestión y le pone el nombre de 'Les Carrières de Lumières'. Allí ha desarrollado el concepto AMIEX, que fusiona imagen y música en un proyecto de inmersión a través de, en este caso, la historia del arte.

La primera exposición dentro de ese marco fue 'Gauguin, Van Gogh, pintores de colores'. Desde entonces cada año la cantera cambia de espectáculo. 'Les Carrières de Lumières' están abiertas todos los meses salvo febrero, momento en el que se prepara la nueva exposición. Se encuentran a hora y media en coche de Montpellier y Marsella. Algo más de siete desde Bilbao. El precio de las entradas es de 12 euros para los adultos y 10 para menores de 17 años, parados y personas con movilidad reducida. Hasta los siete años el pase es gratuito.

Temas

Francia

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos