Vitoria alberga el final más feliz de ‘Priscilla’

El espectáculo ‘Priscilla. Reina del desierto’ está compuesto por 40 éxitos entre los que destaca ‘I will survive’ o ‘Like a virgin’./EL CORREO
El espectáculo ‘Priscilla. Reina del desierto’ está compuesto por 40 éxitos entre los que destaca ‘I will survive’ o ‘Like a virgin’. / EL CORREO

El espectáculo baja el telón en el Teatro Principal tras una gira de cuatro años

RAMÓN ALBERTUS

«Dame 30 segundos que bajo del autobús». Casualmente, el productor José María Cámara avanza, al otro lado del teléfono, lo que supondrá el paso del espectáculo ‘Priscilla, reina del desierto’ por el Teatro Principal, del 22 al 25 de febrero; un autobús enorme a bordo del que viajan tres 'drag queens'. El final de la última función en Vitoria será también el cierre de la gira española.

«Más de 600.000 espectadores han visto este viaje en las 35 ciudades en las que hemos estado», resalta el productor. El espectáculo echó a rodar en España en 2014. «Yo mismo me estoy dando cuenta de que se acaba Priscilla y me emociona», comenta Cámara. «Es el fin de fiesta de la gran fiesta». ‘Priscilla’ –es el nombre del vehículo– cuenta una historia «sin complejos». Se trata de la adaptación teatral del filme ‘Las aventuras de Priscilla, reina del desierto’ del director Stephan Elliot que llegó a las salas en 1994 y criticaba el estigma al que se enfrentan las ‘drag’ a través de un viaje por el desierto australiano.

'Priscilla'

600.000
espectadores lo han visto a lo largo de 35 ciudades de la geografía española.
500
trajes en escena. Este vestuario ganó el Oscar (1995) con la película de Elliot.
Libreto.
Stephan Elliot y Allan Scott.
Dirección.
Simon Phillips.
Director musical.
Manu Guix.
Diseño de vestuario.
Tim Chappel y Lizzy Gardineru.
Reparto.
Armando Pita, Teresa Ferrer, Jaime Zatarain, Álex González-Chávarri.

De hecho, el propio cineasta es el autor del libreto, adaptado al castellano por Miguel Antelo. «No es un musical para público gay sino para todos los públicos, en el que los protagonistas son unos amigos que tienen un espectáculo ‘drag’», remarca el productor. «‘Priscilla’ es un musical feliz para gente feliz. Es un viaje en búsqueda del reconocimiento de uno mismo». ¿Será fácil aparcar un autobús en el Principal? «Está pensado para que conviva con los escenarios. Con un elenco enorme. Al final es un personaje más».

Es un espectáculo para todos los públicos.
Es un espectáculo para todos los públicos. / E. C.

El afamado Àngel Llàcer –que cosechó su fama con su participación como jurado en Operación Triunfo– es el director artístico de este número en el que participó Mariano Peña, tras nueve años plegado a su papel en la serie ‘Aída’, uno de los personajes más conocidos de la televisión. Su participación se limitó a la primera temporada, cuando echó a rodar este ‘show’ de uñas largas y pintadas. El reparto actual cuenta con actores como Armando Pita, Teresa Ferrer y Jaime Zatarain, entre un equipo compuesto por más de 20 intérpretes. «Puede cambiar de un día a otro si alguien se constipa, por ejemplo», explica. «Y eso es solo sobre las tablas. Detrás también hay otro volumen enorme de personas».

Aunque el single de este musical es ‘I will survive’, tampoco faltan canciones de Madonna, Cyndi Lauper o Elvis –en total, 40 éxitos–. Entre bambalinas, el equipo tiene que ir como un rayo. ¿Cuántos trajes hay? 500. ¿Pelucas? 250. ¿Zapatos? 150 pares. ¿Kilos de purpurina?«Es imposible calcularlos porque hay un derroche...».

Tecnología militar

El productor habla con el mismo entusiasmo que desprende la obra. «Cada cambio de personaje requiere un cambio de vestuario. Maneja una gran velocidad». Incluso han tenido que recurrir a técnicas que van más allá del pincel y del pintalabios. No existe el maquillaje habitual:«Cada personaje tiene una máscara personalizada que incorpora la caracterización de cada uno de los personajes».

Dentro del montaje destacan los medios técnicos asociados al autobús de este ‘road’ teatro. «Está gobernado por radio para evitar contaminación» y que cualquier ataque interrumpa la función. «Se usa tecnología militar para impedir que reciba otras señales que no debe recibir. En definitiva, se blinda para asegurarse de que no sufra el ataque de ningún troll», detalla Cámara, que acumula experiencia en otras grandes producciones como ‘Grease’, ‘Billy Elliot’ o ‘Rumba!’, el musical donde se entremezclaban las canciones de Estopa con el drama shakesperiano ‘Romeo y Julieta’, que llenó tres días seguidos el Principal el año pasado.

A la pregunta sobre cómo recibe el equipo polémicas como la de la cabalgata de ‘drags’ que recorrió Vallecas, el productor considera que son «asuntos menores que casi siempre tienen vocación política de vuelo bajo».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos