Piojos invencibles por el mal uso del champú

Una mujer peinando.
Una mujer peinando. / Archivo

Los siete pasos para eliminar la infección en la cabeza de los niños y evitar que se propague por toda la casa

LINDA ONTIVEROS

Como pasa con los virus y los antibióticos, el empleo equivocado de un remedio puede crear una gran resistencia en los males que se pretenden erradicar. En este caso, el mal uso que se ha estado haciendo de los champús y las lociones ha creado piojos más resistentes y más difíciles de eliminar, según la doctora Ana Álvarez-Viéitez, dermatóloga del Hospital Nuestra Señora del Rosario. «El uso indiscriminado que se está haciendo de colonias, lociones y champús contra los piojos está haciendo que estos se vuelvan más resistentes y sea muy difícil deshacerse de ellos».

Según sus datos, «sólo uno de cada 10 infectados acude al dermatólogo para tratar la infección», lo que dificulta un correcto tratamiento. La experta recomienda seguir estos pasos para hacer efectiva la erradicación del piojo:

- 1. Aplicar una loción específica antipiojos sobre el cuero cabelludo seco, y, preferiblemente, sin lavado previo.

- 2. Dejar actuar la loción durante el tiempo recomendado para cada producto, que suele ser entre 15 y 30 minutos, manteniendo el cuero cabelludo tapado con un gorro plástico.

- 3. Lavar la cabeza con champú pediculicida (antipiojos), dejándolo actuar también unos minutos.

- 4. Pasar la lendrera para que salga el piojo y revisar la cabellera. «Es lo más importante, pero lo más costoso, armarse de paciencia para ir pelo a pelo quitando las liendres de manera mecánica con unas pinzas o con las uñas», dice la doctora Álvarez-Viéitez. «Insisto en que esto último es lo más importante, porque si no irritaremos el cuero cabelludo del niño de manera gratuita, pues a los pocos días las liendres no retiradas eclosionaran en nuevos piojos».

- 5. Lavar los objetos en contacto con el cabello del paciente a 60 grados centígrados o introducirlos en una bolsa cerrada durante una semana, a fin de que el piojo muera por inanición. Posteriormente pasar la aspiradora a los objetos y finalmente arrojar a la basura la bolsa utilizada.

- 6. Una semana después de realizar el tratamiento, verificar que no han sobrevivido ni piojos ni liendres.

- 7. Revisar a los compañeros del paciente. «Si no se hace, nuestro trabajo, esfuerzo y paciencia serán en vano: en unos minutos volverá a tener piojos».

Seguir estos siete pasos evita que se propague la infección, y ayuda a erradicar algunos mitos, como que cortar el cabello disminuye la posibilidad de contagiarse de piojos (a menos que se afeite totalmente la cabeza); que el vinagre mata al parásito, cuando sólo ayuda a desprender la liendre, o que los piojos saltan de una cabeza a otra, cuando pasan por el contacto entre cabellos o utensilios infectados.

Fotos

Vídeos