La presión en las urgencias del Santiago Apóstol sobrepasó en 2016 la media regional

Por el servicio de urgencias pasaron en el año pasado 27.432 personas./Avelino Gómez
Por el servicio de urgencias pasaron en el año pasado 27.432 personas. / Avelino Gómez

Se sitúa cerca del 77%, mientras que en la región no llegó al 70, en un año en el que en se superaron las 27.000 atenciones en este servicio

ÓSCAR CASADO

El servicio de urgencias del Hospital Santiago Apóstol recibió en el 2016 un total de 27.432 personas para ser atendidas, con una media diaria que se quedó ligeramente por debajo de los 75 casos. Ambas son cifras aportadas por la propia Consejería de Sanidad a través de su informe sobre actividad asistencial.

No son los únicos datos que se reflejan en este documento, en el que se muestra que el centro comarcal es en el que menos casos de urgencia se atendieron de toda la comunidad en ese periodo. A pesar de que cuantitativamente se sitúa a la cola, en el informe también se refleja cómo la presión que soporta este servicio está por encima de la media extraída de los catorce centros hospitalarios de Castilla y León.

En concreto, en el de la ciudad la demanda del servicio llega al 76,94%, una cifra algo superior a la que se registró en el 2015, cuando se quedó unas décimas por debajo. El aumento se justifica por el ascenso de las atenciones, ya que si en el 2016 se superaron las 27.000, en el 2015 este cantidad se quedó por debajo de esta barrera.

El aumento de un ejercicio a otro se queda en los 656 pacientes, aunque en ambos casos se superaba la media regional en cuanto a la presión que se ejerce sobre el servicio. En concreto, desde la Consejería se señala que la línea media se queda en el 69,98%. Por lo tanto el Santiago Apóstol en el 2016 se quedó siete puntos por encima.

No es el centro hospitalario que tiene una mayor presión pero sí que está entre los tres primeros. A la cabeza se colocó el de Zamora que superó el 78% y el segundo el de Ávila con el 77,35%. En cuanto a hospitales que pueden ser similares al de Miranda en cuanto a su tamaño, en el de Aranda y en el de Medina del Campo, la presión es un dato que no llegó a los niveles de la ciudad, aunque en ambos casos también se superó la media.

Una línea en la que tan solo se quedan por debajo cinco. Dos de ellos son los dos ubicados en la capital, como son el Río Ortega y el Universitario de Valladolid, que además es el que tiene una menor presión con el 54,46%, lo que suponen veinte puntos menos que el dato registrado en el de la ciudad. Junto a ellos, también se situaron dentro de los menos presionados los dos de la provincia de León y el del Segovia.

Donde el Santiago Apóstol sí que se posicionó claramente por delante en la región es en el dato que se extrae del número de urgencias por cada 1.000 Tarjetas Sanitarias Individuales (TSI). Un primer puesto que se repite, ya que en el 2015, también era el líder.

Según los datos registrados en el mismo informe, a fecha de uno de diciembre de 2016, el centro hospitalario de la ciudad se atendía a 42.669 TSI. Con estas cifras, el indicativo en el hospital comarcal llega a los 641 casos, muy por encima del resto, ya que el siguiente en la lista es el de Medina del Campo con 513, mientras que la media en toda la comunidad es de 432 urgencias por cada 1.000 TSI.

Ingresos

Otro de los datos que se extraen del informe de la Consejería es el porcentaje personas que tienen que ser ingresadas, una vez han sido atendidas. Una situación que no es habitual, tal y como se refleja, ya que tan solo en el 13,06% de las atenciones terminaron con una hospitalización. En este indicativo, el Santiago Apóstol se ubica por debajo de la media ya que en toda la región se ingresa al 15,15% de los pacientes que acuden al hospital a través de las urgencias.

Ambos datos siguen la tendencia del 2015, aunque hay ligeras diferencias, en ambos casos al alza. Para empezar en ese año en el hospital comarcal se ingresaba en el 13,45% de las atenciones, mientras que en la región la media se quedaba en el 15,75%.

Líder en número de mamografías por cada mil tarjetas sanitarias

El informe de la Actividad Asistencial en Atención Primaria y Especializada de 2016 también refleja la cantidad de veces que se realizan ciertas pruebas médicas, estableciendo una proporción cada mil Tarjetas Sanitarias Individuales (TSI), en cada uno de los centros.

De esta manera, es como se ha plasmado que el Santiago Apóstol es el líder en toda la región, en cuanto a mamografías realizadas. Un primer puesto que se consigue además sacando una amplía diferencia al resto, ya que el siguiente es el Santos Reyes de Aranda de Duero a una distancia considerable de casi treinta puntos. De hecho en el propio informe se pone de relevancia la situación que se vive en Miranda a este respecto.

Según los datos de la Consejería de Sanidad, en el hospital comarcal se efectuaron en el 2016, 103,26 mamografías por cada mil TSI. Una cifra que se situó como la primera de toda la región, donde la media se rebaja hasta las 30,21. Una diferencia amplia y eso que este promedio regional se ha incrementado en un 14,4% respecto al año anterior.

Este primer puesto se repite respecto a lo que sucedió en el 2015, aunque se ha producido un aumento, ya que en 2015 el dato se quedó en poco más de noventa mamografías por cada mil TSI.

En cualquier caso, en ambos ejercicios el informe refleja que en el Santiago Apóstol esta actividad se realiza con una incidencia mayor al resto de centros, ya que en 2016 el segundo fue el de Aranda y se quedó en una media que no llegó a los 76 casos.

Otras pruebas

Las mamografía no es la única prueba en la que el informe se detiene. Además se muestra la incidencia de otras como el TAC. En este método, por cada mil TSI, en el Santiago Apóstol se registraron en el 2016 un total de 109,04 casos. Una cifra que también es alta si se atiende a la media regional que se quedó por debajo de los 95.

Como sucede en el resto de pruebas, el papel del centro comarcal está a la cabeza regional. En el caso de ésta, a la cabeza se encuentra por orden el hospital de Segovia, el Bierzo y Medina del Campo siendo los únicos que superan al de la ciudad.

Otras de las pruebas analizadas son las resonancias magnéticas. Un método que se utilizó en 61,78 ocasiones por cada mil TSI en el 2016. El promedio regional se estableció cerca de los 47 casos, y respecto a lo que sucedió en el 2015 en el centro comarcal, se ha superado considerablemente ya que se quedaban en 55 por cada mil tarjetas.

Por último se muestra la incidencia de las ecografías, que es además la única en la que se redujo el número de casos en el Santiago Apóstol. En concreto se ha pasado de las 161 del 2015 a las 144 de 2016, aunque en ambos casos se mantiene por encima de la media. Además también se muestra el número de fallecimientos que fue de 256 en el último año.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos