«No habrá nadie como tú»

«No habrá nadie como tú»

La alcaldesa entregó el León de Oro a Joaquín Muñoz a título póstumo por su gran dedicación al Ayuntamiento y a la ciudad de Miranda

SAIOA ECHEAZARRA

Familiares, amigos, autoridades institucionales y representantes de distintos ámbitos llenaron ayer el salón de plenos de la Casa Consistorial con motivo de la entrega del León de Oro a Joaquín Muñoz a título póstumo. Un reconocimiento que la alcaldesa brindó en memoria del concejal de Seguridad Ciudadana fallecido el pasado julio. En el acto, al que asistieron, junto a los corporativos, miembros de la Agrupación de Voluntariado de Protección Civil, Policía Local, el Servicio Contraincendios, Policía Nacional y Guardia Civil, así como el subdelegado del Gobierno en la provincia, quedó patente el gran vacío que ha dejado el edil tanto entre su familia y allegados como entre sus compañeros del equipo de gobierno y de todo el Ayuntamiento.

Tras la proyección de un vídeo en su honor y recuerdo, Aitana Hernando dio lectura al acuerdo de la Junta de Gobierno Local por el que se le concede el León Oro a quien fue concejal de Seguridad Ciudadana desde el año 2011, «al haberse distinguido por su gran vocación de servicio público en beneficio de Miranda con una total entrega al Ayuntamiento y a su ciudad».

«Joaquín era un gran concejal, una gran persona y gran amigo. Una persona siempre positiva, siempre alegre, siempre con una sonrisa, y nos hace mucha falta y le echamos mucho de menos todos los días», trasladó la regidora. «Tenía una gran personalidad, era muy pasional en todo lo que hacía, y lo hacía muy bien, también en el Ayuntamiento. Ejerció sus responsabilidades políticas muy bien, nos daba muchísima tranquilidad y seguridad y siempre estaba dispuesto a ayudar aunque no se lo pidieras. Siempre lo hacía además con una sonrisa y con muchísimas ganas», evocó.

«Eran varias las pasiones que tenía; por un lado sentía una gran pasión y amor por su familia. Por sus amigos, por San Juan del Monte, por su cuadrilla, por el Partido Socialista, por el Ayuntamiento y por Miranda. Y, por supuesto, por sus departamentos y sus ‘chicos y chicas’, como él decía, de Policía Local, la Agrupación de Voluntariado de Protección Civil y el Servicio de Extinción de Incendios. Muchísimas gracias a Joaquín y que sirva este acto como homenaje», concluyó muy emocionada para hacer entrega del León de Oro, que recogió su mujer.

«Un ejemplo de lucha»

Los hijos Joaquín también leyeron unas palabras en memoria de su padre. Tras agradecer al equipo de gobierno la concesión de un honor tan importante como el León de Oro, recordaron que «él adoraba Miranda, y junto con su familia era su pasión. Durante sus 6 años de concejal, mi padre dio el 200% cuidando no solo su concejalía sino ayudando también a sus compañeros cuando lo necesitaban. Y es que ya desde jovencito le apasionaba la política, así lo demostraba siempre que podía. Pero su familia era para él lo primero y por ello esperó a que nosotros fuésemos mayores para poder implicarse de lleno. Y es que, como él decía, en este trabajo no hay horario, hay que estar siempre a la disposición de la ciudadanía. Él era así, servicial, buen compañero, amigo de sus amigos, buen marido y sobre todo magnífico padre».

«Su último año no ha sido nada fácil pero no dejó sus responsabilidades, estuvo solucionando problemas hasta el último día, nunca dejó que su enfermedad le impidiera cumplir con su deber, seguir disfrutando de la vida. Es un ejemplo de lucha para toda su familia», destacaron, dando las gracias a «toda la gente que le habéis querido tanto y le habéis estado apoyando hasta el final. Gracias por estar a nuestro lado. Solo desear que, desde donde nos esté viendo, se sienta tan orgulloso de nosotros como nosotros lo estamos de él. No habrá nadie como tú, papá».

Fotos

Vídeos