El Ayuntamiento señala que la expropiación en la Torre de Miranda la establece el PGOU

El Ayuntamiento señala que la expropiación en la Torre de Miranda la establece el PGOU

El Plan de Ordenación Urbana, del 2005, «preveía el acceso por Recoletas y no por el Machado», y la actuación «mejorará la seguridad de la zona peatonal»

Saioa Echeazarra
SAIOA ECHEAZARRA

El equipo de gobierno salió ayer al paso de las críticas surgidas por su propuesta de presupuestos para 2018 que incluye la expropiación de la Servidumbre de Uso Público en Superficie de los terrenos de la comunidad de propietarios Grupo Torre de Miranda. A este respecto, la titular de Urbanismo, Noelia Manrique, aclaró que la expropiación «se encuentra así establecida por el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) del año 2005».

«Dicho instrumento de Planeamiento califica dichos terrenos como Zona Libre privada con uso público en superficie (ZLS). A los efectos de dar cumplimiento a dicha calificación de los terrenos, la comunidad de propietarios de la calle La Estación, 23 ha presentado un proyecto para la expropiación del uso público en superficie, cuyo beneficiario será el Ayuntamiento de Miranda». «El Plan General de Ordenación Urbana preveía a través de dicha calificación urbanística que el acceso a la Torre se hiciera por la calle Recoletas y no por el parque Antonio Machado». A su vez, «permitiría la eliminación del tráfico rodado en esa zona peatonal con gran afluencia de personas y en la que existe un gran parque infantil y zona de esparcimiento y ocio de los ciudadanos». Una vez acondicionada la apertura por la calle Recoletas «se conseguirán grandes mejoras y ventajas para el conjunto de la ciudad, consiguiéndose también un mejor acceso a los vehículos de emergencia, especialmente al Servicio de Bomberos».

En respuesta al grupo municipal de IU, desde donde pidieron que se explique «cuál es el interés público para que haya una expropiación» porque «lo ha pedido un actor privado y es a quien beneficia», la concejala de Urbanismo replicó que «el interés público se justifica con la propia aprobación del Plan General. Lo dice la normativa estatal y la autonómica, que con la aprobación del Plan General ya queda justificado». Manrique precisa que «el artículo 42 de la Ley Estatal del Suelo, que habla del régimen de las expropiaciones, dice claramente que la aprobación de los instrumentos de ordenación territorial y urbanística ya conlleva la declaración de utilidad pública y la necesidad de ocupación de los bienes y derechos correspondientes cuando dichos instrumentos se habiliten para la ejecución y esta deba producirse por expropiación».

Asimismo, agrega que la normativa autonómica recoge que «la aprobación definitiva de instrumentos de planeamiento urbanístico implicará la declaración de utilidad pública e interés social de las obras previstas en ellos y la necesidad de ocupación de los bienes y derechos necesarios para su ejecución a efectos de expropiación forzosa, ocupación temporal o imposición de servidumbre».

90.000 euros

Junto a lo que marca la ley, con la expropiación se consigue «mejorar el acceso para vehículos de emergencia y garantizar la seguridad en una zona peatonal muy transitada». La actuación, para la que se contempla una partida en el proyecto de presupuestos cercana a los 90.000 euros, «supone la expropiación de la servidumbre de uso público en superficie, el muro de cierre de calle Recoletas, el antiguo frontón, los portones metálicos motorizados y el 5% de premio de afección».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos