La Federación de Neskas y Blusas adelanta los paseíllos a las 16.30 horas

Un paseíllo de las fiestas de La Blanca del pasado año. /Igor Aizpuru
Un paseíllo de las fiestas de La Blanca del pasado año. / Igor Aizpuru

El colectivo, que aglutina a más de 1.300 componentes, asegura que esta solución, aportada tres horas antes del Chupinazo, es la «menos lesiva, este año, para poder compartir unas fiestas en armonía»

SERGIO CARRACEDO

Habrá paseíllos durante las Fiestas de La Blanca. A pesar de que las reuniones mantenidas por las dos plataformas de blusas y neskas, -Comisión y Federación- no han dado su fruto, el tradicional acto festivo se mantendrá ya que la segunda agrupación encenderá motores a las 16.30 horas. Para las cinco de la tarde -momento del arranque habitual-, este colectivo que engloba a siete cuadrillas escindidas en otoño y que cuenta con 1.300 fieles en sus filas dejará libre la calle Dato a la otra agrupación, conformada por diecinueve cuadrillas y más de 3.000 integrantes, para que inicie la segunda 'kalejira'.

La Federación de Asociaciones de Neskas y Blusas Gasteizko Jaiak, «ante la negación de negociar de la Comisión de Blusas y Neskas» para llegar a un acuerdo para la organización de los paseíllos, este año renombrados 'kalejiras', ha tomado la decisión de adelantar el suyo a las 16:30 horas, el de ida, y a las 19:45, el de vuelta al centro de la ciudad.

Con esta medida, y «tras varias ofertas rechazadas», la Federación quiere «no invadir» el «espacio y horario» de la Comisión, «con el esfuerzo que ello conlleva por nuestra parte», aseguran en un comunicado.

De esta manera, indican, «la Comisión podría activar su protocolo así como nosotros el nuestro, sin afectar a ambas asociaciones». Este colectivo asegura que esta solución, aportada tres horas antes del Chupinazo de fiestas, es la «menos lesiva, este año, para poder compartir unas fiestas en armonía».

La decisión de la Federación viene motivada porque «no queremos que la ciudadanía se vea afectada por esta falta de acuerdo». El comunicado finaliza con el deseo para que las fiestas sean «participativas y libres de agresiones machistas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos