Jantour

Jantour

Ondori Botxo (Bilbao): aires orientales

Jurgi Arejita posa con uno de sus creaciones./Maite Bartolomé
Jurgi Arejita posa con uno de sus creaciones. / Maite Bartolomé

La perfecta conjunción del producto local y el asiático gobierna en el nuevo local del talentoso chef Jurgi Arejita

TXEMA SORIA

Jurgi Arejita, joven talentoso y creativo, siempre quiso ser cocinero. A los 16 años vio a Josean Alija trabajando en directo en la cocina del Nerua y tuvo claro que su vida iba a girar en torno a los fogones. Para ello estudió el grado superior de dirección de cocina en la Escuela de Hostelería de Leioa. En estos diez años de vida profesional ha trabajado en restaurantes como el Boroa de Amorebieta, Kabuki de Madrid (donde comenzó a desarrollar su pasión por la cocina oriental), Hotel Harrison en Amorebieta y en bares como Zuga, Aker o Sorginzulo, donde aprendió mucho de lo que sabe de Iñaki Lazkano, a quien considera uno de sus maestros. También ha ejercido como jefe de cocina en el Umu Sushi Experience del hotel Igeretxe de Getxo.

Ondori Botxo

Dirección
Plaza Santos Juanes, 2
Teléfono
946125541
Precios
Menú del día: 13,95 € (mediodía). Menú fin de semana: Corto (5 platos), 23,50 € y largo (7 platos), 27,50 €

El chef de Gernika ha viajado a Tokio, Takayama y Osaka (Japón) y ha recorrido Tailandia para ampliar sus conocimientos sobre gastronomía oriental, pues practica una cocina de fusión entre el producto local y el asiático. El año pasado abrió el Ondori Izakaya en el local Happy River, en Marzana, y hace unas semanas inauguró el Ondori Botxo en Atxuri –una zona de Bilbao que se regenera a marchas forzadas– junto al puente y la iglesia San Antón, a un paso del mercado de La Ribera.

El Ondori Botxo abre a las siete de la mañana y ofrece a los más madrugadores crepe de nutella y todo tipo de tortillas (de cebolla, con gulas al ajillo, jamón y queso, bacalao y romesco o de queso de cabra y cebolla), sandwich (de salmón, ricotta y tartar de tomate, de carrillera, rúcula, miel y mostaza o pollo al curry amarillo y calabacín) y tostas de pan tumaca y jamón, de bonito picante o de atún, crema de aguacate y tartar de tomate. Junto a la barra se puede picotear carpaccio de atún ahumado con pesto de cilantro y menta, pan bao de papada con salsa de ostras, gyozas de cerdo, crujiente de garbanzos con salsa de yogur y mostaza o hamburguesa de atún Echebastar.

A diario dispone de un menú, que cambia casi cada día, dependiendo de los productos del mercado. Los fines de semana tiene dos menús diferentes, uno de cinco platos y otro de siete. Encontramos tartar de tomate, atún ahumado, menta, cilantro, albahaca y virutas de sésamo, tiradito de cabracho con quinoa y guayaba tempurizada, dim-sum de rabo con parmentier de bioniato, que resulta una delicia, tartar de vieira con velo de espirulina, crema de marisco y ñoqui, escabeche de pollo al yuzu, Ssäm de cochinita deon babaganoush o un magnífico ragú de verduras, salsa miso, huevo a baja temperatura y aire de soja, jengibre y yuzu. Como postre, tarta de jengibre y té verde o de sésamo negro.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos