May quiere consenso con otros partidos tras perder la mayoría absoluta

Theresa May./Efe
Theresa May. / Efe

La primera ministra británica reiterará que su visión para el país es «inquebrantable» y no ha cambiado desde que llegó al poder hace un año

EFELondres

La primera ministra británica, Theresa May, buscará retomar este martes la iniciativa con un discurso con el que espera ofrecer a otros partidos consenso para sacar adelante propuestas que pongan fin a la injusticia, informan hoy los medios.

Tras perder la mayoría absoluta en las elecciones generales del pasado 8 de junio, May hará un discurso mañana para reiterar que su visión para el Reino Unido es "inquebrantable" y no ha cambiado desde que llegase por primera vez al poder el 13 de julio de 2016, menos de un mes después de que los británicos votasen en referéndum a favor de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE).

Según adelantan hoy los medios, la líder conservadora pedirá a otras formaciones que trabajen con ella en la aportación de ideas que ayuden a combatir situaciones de injusticia en el país.

"Venir con vuestros puntos de vista e ideas sobre cómo podemos afrontar" los desafíos que afronta el país, dirá May en su intervención, algunos de cuyos extractos fueron adelantados hoy.

"Puede que no estemos de acuerdo en todo, pero las ideas pueden ser clarificadas y mejoradas y encontrarse una mejor manera de sacar adelante" las cosas, subrayará la jefa del Gobierno.

Sus objetivos siguen siendo los mismos

Si bien reconocerá que el resultado electoral de junio no era el que ella quería, May dejará claro que sus objetivos son los mismos, como lograr una sociedad que beneficie a todos y no a unos pocos.

La 'premier', que gobierna en minoría con el apoyo de los diez diputados del Partido Democrático Unionista (DUP) norirlandés, resaltará su determinación a "afrontar los retos" de un mundo "en cambio", pero que llevarán a un país "más fuerte y más justo".

La primera ministra activó el pasado marzo el artículo 50 del Tratado de Lisboa, que inició un periodo de negociaciones de dos años sobre los términos de la retirada británica de la UE, pero semanas después convocó elecciones generales.

Al convocar comicios, May esperaba aumentar su mayoría parlamentaria para contar con un liderazgo fuerte frente a Bruselas, pero el resultado la dejó debilitada al perder esa mayoría.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos