El Correo Digital
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 12 / 22 || Mañana 12 / 21 |
más información sobre el tiempo
Estás en: >
Noticias

biomimética

Un músculo robótico levanta 80 veces su propio peso

Está creado a base de polímeros que se estiran o contraen gracias a impulsos eléctricos. Además es capaz de generar y almacenar energía

03.09.13 - 17:04 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Un músculo robótico levanta 80 veces su propio peso
Quieren crear con ellos, en menos de un lustro, un brazo robótico capaz de ganar un pulso a un humano. Chris Devers

Un equipo de investigadores de la Universidad Nacional de Singapur ha desarrollado unos músculos artificiales capaces de llevar una carga 80 veces superior a su peso, y de quintuplicar su extensión mientras lo hacen. Este invento, aseguran desde la institución, abre una nueva puerta para el desarrollo de robots humanoides con destreza y fuerza sobrehumanas. Además, sus cualidades pueden permitir que generen y almacenen energía.

«Nuestros materiales simulan los músculos humanos, y responden con velocidad a los impulsos eléctricos, no como sus equivalentes hidráulicos», explicó Adrian Koh, que ha dirigido la investigación. «Los robots se mueven a trompicones por este motivo. Pero con músculos artificiales que son capaces de extenderse y contraerse y reaccionar en una fracción de segundo como los de los humanos, sus movimientos serían mucho más naturales, y superarían a las personas en fuerza».

Para conseguir estos ‘músculos’ los investigadores no han creado articulaciones metálicas, ni pistones, sino unos polímeros –grandes cadenas de moléculas orgánicas repetidas y ordenadas– capaces de estirarse hasta 10 veces, y de contraerse rápidamente en presencia de una corriente eléctrica. Como en el cuerpo humano, es la combinación coordinada de varios –al menos dos– la que permite los movimientos opuestos –estirar y contraer el brazo, por ejemplo– propios de cualquier grupo muscular.

«Nuestros nuevos músculos no solo son fuertes y reactivos. Sus movimientos generan un subproducto: energía», explicó el doctor Koh en una nota de prensa. «Según los músculos se contraen y se expanden son capaces de convertir la energía mecánica en energía eléctrica. Gracias a la naturaleza del material, es posible almacenar grandes cantidades de energía en muy poco espacio». Según la propia institución, esto podría permitir que los robots creados con este sistema de movimientos pudiesen requerir periodos muy breves de recarga.

Aun así, toda esta tecnología todavía está en fase de prototipo. Sus investigadores han asegurado que patentarán pronto el material utilizado y el método para hacerlo estirarse y contraerse. En menos de un lustro, ha asegurado Koh, serán capaces de construir un brazo robótico más pequeño y ligero que su equivalente humano, y ganar un concurso de pulsos.

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.