Los conflictos administrativos y territoriales marcan el 12-O en Haro

Rivado centra su discurso en las tensiones en Cataluña y miembros de su equipo son pitados durante una foto con la Banda de Música

DANIEL ORTIZ

Pocos precedentes existen, por no decir ninguno, en los que el simbolismo en torno a las banderas hayan adquirido tal grado de relevancia. Apenas dos semanas después de que el Govern catalán convocase a sus ciudadanos a votar la independencia, el conflicto territorial con Cataluña centra todos y cada uno de los actos oficiales de cuantos se desarrollan en estas fechas.

Ayer, precisamente, las referencias a la unidad de España no dejaron de repetirse en los discursos seleccionados para conmemorar el 12 de octubre, Día de la Hispanidad, en Haro. La alcaldesa, Laura Rivado, pronunciaba en el cuartel de la Guardia Civil un discurso suscrito por parte de la Corporación local en el que apelaba a la Generalitat a «volver al marco jurídico que se rige en todo el Estado».

Fueron reiteradas las frases pronunciadas por Rivado que hacían referencia a «la legalidad constitucional vigente» y la regidora aprovechó su visita al instituto armado para mostrar su apoyo «a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, en su labor que depende de los estamentos jurídicos y judiciales.

Hubo también representación del Gobierno de La Rioja en los actos conmemorativos del 12 de octubre en la capital riojalteña. En esta ocasión fue el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Íñigo Nagore, la persona encargada de acompañar a los jarreros en la misa de la Basílica de Nuestra Señora de La Vega y el cuartel de la Guardia Civil.

Juntos, Nagore y Rivado clausuraron el acto del cuartel con la tradicional ofrenda floral a los agentes que dieron su vida prestando servicio a la sociedad.

Sin embargo, el catalán no fue el único conflicto latente en la jornada de ayer. La Plaza de la Paz acogía un concierto de la Banda Municipal de Música y la tensa relación entre el colectivo y el Concejo apenas se pudo disimular mientras los músicos acometían las piezas seleccionadas para el recital.

Cuando el concierto llegó a su fin –con la interpretación del himno nacional, a petición del Ayuntamiento– varios miembros del equipo de Gobierno quisieron retratarse con los componentes de la Banda.

Fue entonces cuando alguien debió decidir que aquel gesto estaba de más después de la nueva sanción de 620 euros impuesta a la Asociación Banda de Música por «reiteradas faltas sin justificar a los ensayos» de algunos de sus músicos, tal y como trascendía esta misma semana. Finalmente se hizo la foto de familia, aunque en los archivos no se recojan la sonora pitada que acompañó a la instantánea.

Actuación «proporcional»

En Logroño, y al mismo tiempo que se desarrollaban los actos en Haro, el delegado del Gobierno en La Rioja, Alberto Bretón, defendía la actuación «profesional y proporcional» de los guardias civiles desplazados en Cataluña con motivo de la celebración del 1-O.

«Todos hemos visto cómo han sido acosados por el movimiento secesionista y cómo han demostrado su profesionalidad en medio de tanta hostilidad», dijo, subrayando que «avalamos y respaldamos sin fisuras su actuación en defensa del Estado de Derecho».

Fotos

Vídeos