El Correo

Anulación temporal de las paradas en dos apeaderos de Ermua por las obras

El apeadero de Errotaberri (en la imagen) y San Lorenzo son los lugares afectados.
El apeadero de Errotaberri (en la imagen) y San Lorenzo son los lugares afectados. / a. lasuen
  • Ante el «desconcierto» de la población ermuarra, EAJ-PNV ha solicitado información sobre la falta de paradas en los apeaderos locales

EAJ-PNV de Ermua informa que la anulación de los apeaderos de San Lorenzo y Errotabarri es temporal y está motivada por las obras de la nueva estación y túnel del Ermua.

Con motivo del desconcierto de la población ermuarra a este respecto los responsables del Partido Nacionalista local solicitaron información más detallada sobre el tranvía y la anulación de los dos apeaderos anteriores a la estación central del municipio, que ha hecho pública mediante una nota informativa.

Hace unos días, Euskotren colocó carteles en la estación informando de que el tranvía Ermua-Eibar dejaba de parar en los apeaderos de Errotabarri y San Lorenzo de lunes a viernes. Debido a la reacción de la población local, el equipo nacionalista tras ponerse en contacto con los responsables de esta decisión explican que, en EuskoTren y, «desde su dirección se han disculpado por ofrecer una información tan «escueta» y han aclarado estas medidas, informando que esta decisión de que los tranvías no paren en los apeaderos de Ermua durará solo lo que duren las obras de la nueva estación y túnel hasta Zaldibar».

«En cuanto estas obras terminen, el tranvía volverá a parar en los apeaderos de Errotabarri y San Lorenzo (como hasta ahora). Si no hay retrasos imprevistos, las obras terminarán en junio de 2018», indican.

Euskotren tiene previsto que, con el comienzo del curso escolar, a principios del mes de septiembre, el tranvía pare siempre en el apeadero de San Lorenzo, de modo que los inconvenientes para las personas de Ermua sean los menores posibles (de forma que el tranvía solo no pare en Errotabarri de lunes a viernes).

Los nacionalistas locales aclaran además que «todos los trenes que no sean tranvías, pararán en los dos apeaderos tanto ahora como después de terminadas las obras. Los tranvías seguirán parando en los apeaderos los sábados y domingos».

«Euskotren ha tomado esta decisión debido a que desde el 19 de junio el tren ya entra hasta el centro de Bilbao y que el tranvía pare en los apeaderos de Ermua, sumado a las obras en la estación de Ermua, hacen que el tren acumule cierto retraso cuando llega a Bilbao», añaden.

A partir de septiembre

Además, informan que «en los apeaderos de Eibar no es necesario eliminar las paradas del tranvía, porque la vía es doble, de modo que el tren y el tranvía pueden cruzarse sin que ninguno de ellos tenga que parar».

Se prevé que «a partir de septiembre, cuando el curso empiece, el tranvía vuelva a parar en el apeadero de San Lorenzo, de modo que durante los 10 meses siguientes las personas de Ermua que usen el tranvía tendremos problemas, pero menos que si no pararan en los dos apeaderos».

El PNV local concluye con la esperanza de que «todos estos inconvenientes sirvan para que dentro de unos meses todos y todas podamos disfrutar de una nueva estación y de un túnel que haga más cómoda la vida a algunos de los vecinos y vecinas de San Antonio y San Lorenzo».

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate