El Correo

«El 1% es importante, nos han faltado 500 votos para entrar en el Parlamento»

vídeo

Nicolás de Miguel, tras conocer los resultados. / EFE

  • El candidato de Ciudadanos admite que el resultado supone «una decepción», pero garantiza que seguirá trabajando «en el proyecto para Euskadi»

Nicolás de Miguel se hizo esperar. Aunque desde bien pronto quedaba claro que Ciudadanos no tendrá representación en el próximo Parlamento vasco, demoró su aparición en la sala del hotel de Vitoria en el que habían montado su sede hasta las 22.40 horas. Los militantes que le esperaban reflejaban en sus rostros que la noche no estaba siendo fácil. Eso sí, desplegaron la mejor de sus sonrisas, junto a representantes del partido de otras autonomías como Cantabria o La Rioja, y aplaudieron con energía en cuanto su líder atravesó la puerta, acompañado por los cabezas de lista de Bizkaia, David Pasarín, y Gipuzkoa, Iñigo Calderón.

  • Cidadanos, a 500 votos de entrar en el Parlamento

El aspirante a lehendakari advirtió de que «hoy voy a ser más Nico que nunca» y admitió con sinceridad que «aspirábamos a entrar», por lo que «es una obviedad que es una decepción». Y garantizó que si no lo han conseguido no ha sido «por falta de empeño, trabajo e ilusión». De Miguel lamentó que les había perjudicado «ese 1% que para otros partidos no sería nada». Para la formación naranja es «importante» porque «nos han faltado 500 votos para entrar en el Parlamento». Al hablar del resto de los partidos, añadió que «casi podemos adelantar los pactos de Gobierno desde ya, sin la necesidad de ser adivinos».

«Seguir creciendo»

A pesar de admitir la decepción de haberse quedado en 21.000 votos, agradeció «a esos 21.000 que nos han votado su apoyo» y aseguró que «no les vamos a defraudar». Se mostró «absolutamente orgulloso» porque «sin vosotros no somos nada». Mientras que a sus compañeros los animó a continuar «porque nos hemos quedado muy cerquita».

De Miguel, que había iniciado su intervención felicitando «al señor Urkullu y al PNV» por su victoria, repitió en varias ocasiones durante su discurso -interrumpido por los aplausos de los seguidores más de una vez- que continuará «trabajando en este proyecto de centro tan necesario» para «conseguir que Euskadi sea mejor». Recordó que se trata de «un proyecto de centro que coge lo mejor del liberalismo progresista y socialdemócrata con el que vamos a seguir creciendo».

Ciudadanos ya conoce «cuál es nuestro suelo en unas autonómicas», indicó el candidato de la formación que lidera Albert Rivera, convencido de que «aunque sabemos que es una comunidad complicada, no es imposible» llegar a tener representación en la Cámara vasca.

A los 500 votos que les faltaron para acceder al Parlamento de Vitoria se había referido también minutos antes de la aparición de Nicolás de Miguel el vicesecretario de organización del partido, José Manuel Villegas. «No hemos alcanzado los objetivos que nos habíamos planteado», reconoció. Se refería tanto a los resultados de Galicia como del País Vasco, donde «no estamos por 500 votos», añadió después de recordar que «en un ciclo electoral hemos pasado de tener representación sólo en Cataluña a tener presencia en Europa, en doce parlamentos españoles, en el Congreso y en 750 ayuntamientos».