El Correo

Alonso dice que llevará al Parlamento vasco la «voz de la calle» frente al «politiqueo» del PNV

vídeo

El PP vasco ha difundido un vídeo para denunciar los abusos en las ayudas sociales. / efe

  • El candidato del PP pone el caso de las ayudas sociales como ejemplo de la «mala gestión» de los jeltzales, que prefieren «mirar hacia otro lado con el fraude»

El candidato del PP a lehendakari, Alfonso Alonso, se ha comprometido a «estar a pie de calle durante los próximos cuatro años» para llevar «la voz» de los ciudadanos al Parlamento vasco, frente a aquellos partidos que, como el PNV, sólo se dedican a «politiqueos» para «mantener el poder». Con esas palabras, ha encabezado un acto electoral de su partido en Vitoria, en el que ha estado acompañado por el vicesecretario de Acción Sectorial del PP, Javier Maroto, y por el 'número dos' por Álava para las elecciones del 25-S, Javier de Andrés.

Alonso, del que algunos partidos cuestionan que vaya a permanecer en la Cámara vasca durante toda la legislatura, ha asegurado que, desde el Parlamento autonómico, se dedicará «a decir las verdades al PNV» sobre las inquietudes de los ciudadanos. Como ejemplo, ha citado el caso de las ayudas sociales, de las que ha difundido hoy un nuevo vídeo en el que denuncia la «mala gestión» por parte del Gobierno Vasco y los «abusos» en el sistema.

El candidato del PP ha asegurado que el PNV «no se entera o quiere mirar hacia otro lado» con el «fraude» que, según ha dicho, existe en torno a estas prestaciones, situado en torno a un 0,4% según los datos del Servicio Vasco de Empleo-Lanbide. En ese sentido, ha reclamado la modificación de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) para lograr la inserción laboral de los perceptores.

Alonso ha denunciado la «injusticia» que, según ha dicho, existe en la regulación de estas ayudas, destinadas a personas sin recursos o con escasos ingresos. Ha afirmado que «no todo el mundo puede acceder por igual», ya que «algunos con poco tiempo de estancia aquí pueden tener una cobertura a la que otros no pueden aspirar tras trabajar toda su vida».