Petronor celebra su 50 aniversario con Bizkaia

José Ignacio Zudaire, director de comunicación y relaciones institucionales de Petronor./S. Ll
José Ignacio Zudaire, director de comunicación y relaciones institucionales de Petronor. / S. Ll

Los actos incluirán dos jornadas de puertas abiertas al mes, nuevos edificios en su planta, exposiciones, conciertos y una exhibición de acrobacias en la playa de La Arena

SERGIO LLAMAS

La mayor refinería del Estado cumple medio siglo de historia y lo quiere celebrar con toda Bizkaia. Petronor ha presentado esta mañana los actos por su 50 aniversario que incluyen jornadas de puertas abiertas, dos días al mes durante el 2018, y una programación cultural que llegará al Palacio Euskalduna y el Museo de Bellas Artes, pero que también incluye actividades en los municipios sobre los que se asienta (Muskiz, Abanto y Zierbena).

Más allá de la programación cultural para todo el año, Petronor también celebrará su aniversario invirtiendo en mejorar su casa. A las actuaciones habituales de las instalaciones productivas, unos 50 millones de euros para este año, se le sumarán otros 25 millones en la nueva sala de control (unos 8,5 millones), los nuevos vestuarios a la entrada de la planta (6 millones de euros) que estarán finalizados este año, y un nuevo edificio de oficinas cuya primera piedra se colocará en otoño y que se completará para 2019. El director de comunicación y relaciones institucionales de la refinería, José Ignacio Zudaire, ha defendido esta actuación como una reafirmación de la apuesta por el proyecto Petronor. «Nos van a permitir dar otro ciclo de 50 años», ha señalado.

Zudaire ha apuntado también la importancia de las jornadas de puertas abiertas «para que los ciudadanos puedan conocernos». «A veces sobre lo desconocido se construyen muchos mitos. Vistos desde fuera de la valla esto parece un monstruito, pero cuando se está dentro y se ve cómo trabaja la gente se genera una confianza diferente», ha subrayado.

Los actos culturales en el entorno de la refinería dejaron ya una actuación de danza en el Meatzari Aretoa de Muskiz a comienzos de mes y ofrecerán una actuación del músico y compositor Antton Valverde durante la semana del euskera en Abanto. Además, la playa de La Arena será escenario en julio de un espectáculo acrobático con el equipo de pilotos de Repsol. La programación regresará a Muskiz en vísperas de Navidades, con un concierto de música de cámara de la Orquesta Sinfónica de Euskadi.

En Bizkaia una exposición itinerante, que arrancará en junio en el Museo Marítimo de Bilbao, acercará la historia de la refinería a la población. Ese mismo mes la Coral de Bilbao junto a la Orquesta Sinfónica de Bilbao ofrecerán un concierto conjunto en el Palacio Euskalduna. En otoño habrá un congreso sobre Energía y Movilidad y el Museo de Bellas Artes, en noviembre, inaugurará una exposición sobre los artistas plásticos vascos que han desarrollado su obra desde 1968, año en que nació Petronor. La refinería también apoyará la publicación de tres obras: una historia gráfica del municipio de Muskiz, un diccionario sobre sobre el sector del ‘oil & gas’ en varios idiomas y una biografía del pintor Juan Luis Goenaga, además de ayudar en la digitalización y puesta on line del Atlas Etnográfico de Vasconia de Labayru como homenaje a José Miguel de Barandiaran. También se pondrá en marcha la beca Enrique Sendagorta (fundador de Petronor fallecido el pasado mes), para que los estudiantes puedan hacer un Máster de élite en una de las principales universidades mundiales en materia de ciencias.

Retos de futuro

Durante la presentación de los actos esta mañana, en las instalaciones de Petronor, Zudaire ha recordado que estas cinco décadas «no han sido un camino fácil» y la prueba son las empresas que han desaparecido entre tanto a lo largo de la ría. Para sobrevivir ha sido necesario «reinventarse» y cambiar el producto y el cliente, ya que al principio se generaba mayoritariamente fuel oil para las centrales térmicas, y se transformó el modelo hacia las gasolinas y gasoils para dirigirse al ámbito de la movilidad.

El director de relaciones institucionales de Petronor también ha recordado el complicado contexto actual para las refinerías en Europa, con una reducción de la demanda y la entrada de nuevos productores, principalmente países exportadores de petróleo que han decidido introducirse en el sector del refino. «Volvemos a estar en un contexto complicado», ha apuntado, y ha destacado que han desaparecido 29 refinerías en los últimos años, y que se prevé que otras 10 ó 15 puedan cerrar antes del 2030. «Para no ser una de esas, una de nuestras apuestas es la digitalización y mejorar la eficiencia. La inversión en URF –la mayor inversión industrial acometida en Euskadi, con casi mil millones de euros– nos está ayudando», señaló. Además, recordó que también quieren estar en otras formas de movilidad como la eléctrica y que se abren nuevas oportunidades para posicionarse en el ámbito de otras energías. «Los retos serían básicamente estos: eficiencia y como ir transitando hacia otro tipo de energías», ha añadido.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos